Partidos nuevos solo hicieron el ridículo

Viernes, Junio 11, 2021 - 07:55

Prometían ser un soporte de la 4T y perdieron su registro en sus primeras elecciones

Es egresado de la carrera de Mercadotecnia y Diseño Publicitario de la Universidad de Oriente, donde también curso la maestría en Gerencia Empresarial. Desde 2019 ha laborado como community manager.

No cabe duda que el karma les llega a todos. Solo que a Redes Sociales Progresistas (RSP), Partido Encuentro Social (PES) y Fuerza por México (FXM) les llegó mucho antes de lo que todos esperábamos.

Apenas el año pasado se anunciaba la llegada de estos tres a la baraja de partidos políticos de México. Cada uno de ellos se anunciaba como la nueva fuerza que impulsaría la 4T en el país, sin saber que sus aspiraciones iban a ser cortadas de una forma abrupta.

Antes de describirles las estrategias fallidas de cada uno de estos partidos, permítanme recordarles que, así como el INE y el TEPJF le negaron el registro a México Libre de los Calderón-Zavala, estas tres “fuerzas” también debieron ser excluidas.

El PES obtuvo su registro gracias a la ayuda de grupos religiosos, lo que atentaba con la laicidad del órgano. RSP se formó gracias a la influencia que tuvo Elba Esther Gordillo y el sindicato de maestros. Por su parte, FXM fue impulsado por Pedro Haces y la CATEM.

Habiendo dejado esto en claro, avancemos con las estrategias fallidas de cada uno en el estado de Puebla.

Fuerza Por México desde un principio se vio que buscarían votos siendo polémicos desde que eligieron como dirigente nacional a Gerardo Islas Maldonado, un personaje caracterizado en el estado por haber apoyado a muuuchos partidos.

Eligieron como candidatos en los dos municipios más grandes de la entidad (Puebla y Tehuacán) a dos figuras públicas polémicas. En Tehuacán al edil suplente Artemio Caballero, quien luchó tanto por llegar a la silla después que entambaron a Patjane y cuando llegó de plano no hizo nada, solo privar la libertad de expresión de su cabildo.

Por Puebla eligieron a alguien que por varios meses estuvo levantando la mano pero que ningún partido volteaba a ver, Eduardo Rivera Santamaría o “Lalo Fake”, quien a través de sus redes sociales y con su participación el debate, demostró que lo más relevante que tenía era el mismo nombre que el candidato de Va Por Puebla que a la postre ganó la elección.

Con estos y otros factores, FXM no llegó al tres por ciento de los votos totales ni en Puebla ni a nivel nacional y el flamante líder Gerardo Islas buscará oootro partido que apoyar.

Otros que de plano no entiendo por qué quisieron volver si ya habían desaparecido como Encuentro Social. Son los de Encuentro Solidario, quienes nos demostraron una vez más que segundas partes nunca son buenas.

La estrategia del partido viejo-nuevo-EXTINTO fue la de jalar personajes peculiares para obtener los votos de sus seguidores. Claro que ejemplo de ello es cuando metieron en su planilla de la capital como regidora a Edurne Ochoa, una líder feminista con trayectoria que chocaba con la filosofía del PES, pero incluyeron para poder tener todo el voto femenino posible.

Los dirigidos en secreto -gritado a voces por Fernando Manzanilla Prieto- impulsaron como candidato a la presidencia municipal de Puebla al doctor Alfredo Victoria. Obvio que buscarían atraer todos los votos posibles lanzando a un médico como candidato en plena pandemia.

El problema es que Victoria no tenía ni idea de lo que estaba enfrentando. De hecho en el debate solo se refería a los políticos como “los de corbata” y a Rivera Santamaría le dijo “Lalo Fake” (estuvo buenísimo eso). Pero su único argumento que ocupó todo el bendito evento fue que él es doctor y por eso debían votar por él. Y tras hacer el ridículo el 6 de junio tanto él como el PES se van.

Y por último pero no menos importante… Bueno sí, MUCHO MENOS IMPORTANTE, está Redes Sociales Progresistas. Varios pensaron que por la figura de Elba Esther detrás de ellos se mantendrían, pero de los tres nuevos fueron los que peor porcentaje obtuvieron (ni el 2 por ciento).

Honestamente a ellos no se les vio ninguna estrategia, hasta su candidata a la alcaldía de Puebla se bajó del debate, así que no tuvo oportunidad de darse a conocer. Es más, lo más relevante a nivel nacional que tuvieron fue a Tinieblas Jr. y a Alfredo Adame.

Aquí la única interrogante: ¿en qué partido político recaerán las figuras destacadas que no pudieron mantener a flote su barco? Porque de que seguirán buscando sus intereses, no cabe duda.

Pero mientras les damos tiempo a ellos de poder acomodarse en otro lugar, nosotros nos leemos el próximo viernes.


Encuesta