Ciudadanos que viven detrás del Centro Vacacional del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en la junta auxiliar de Metepec, en Atlixco, están cansados de que año con año en temporada de lluvias el agua jabonosa del drenaje de este lugar los afecta.

E incluso comentan que en el 2020 se derrumbó una de las bardas por la humedad y la presión del agua, además de que una casa en obra negra resultó afectada.

“Hace un año metimos un oficio al IMSS para la reparación del daño, pero no pasó nada, en ese entonces nos quedamos callados, pero ante las fuertes lluvias que han sucedió en estos días, la historia se repite y esta vez queremos hacerlo público para que el IMSS responda ante lo daños”, señaló don Reynaldo Augusto.

Además de los daños, temen que estas aguas negras provengan de la planta de lavado, la cual recibe e higieniza la ropa hospitalaria de todos los hospitales y clínicas del IMSS en Puebla y algunos de otros estados, pues acaba en el área donde viven estas familias.

El problema surgió debido a que estas viviendas se ubican en una zona que anteriormente era de labranza, por lo que el drenaje del centro vacacional sale por acequias a cielo abierto como anteriormente se usaba, para descender por el cerro a la barranca del lugar.

Tanto las autoridades auxiliares, como municipales están conscientes de este problema, pero para entubar el drenaje se requiere una fuerte inversión que no ha realizado ni el gobierno en turno, ni anteriores, tampoco el comité de agua, ni la junta auxiliar.

En tanto los habitantes afectados solicitan que el IMSS se haga cargo primero de responder ante los daños y segundo de entubar su drenaje.