Los dueños de unidades de transporte público que permitan colocar propaganda electoral podrían perder sus concesiones además de que también  recogerán las unidades involucradas, sentenció el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta.

El mandatario recordó que el año pasado, a propuesta de su administración, el Congreso del Estado aprobó una reforma que prohíbe la propaganda electoral en el transporte público y en anuncios espectaculares.

El gobernador dijo que están identificados los candidatos a diputados federales que han usado publicidad en transporte público bajo el argumento de que se trata de un caso federal, razonamiento que también están utilizando los partidos políticos para la colocación de espectaculares en el estado.

 “Hoy los candidatos federales se escudan en que su campaña es federal y por eso han aparecido en espectaculares, autorizados por el INE. No pasa nada (…) tenemos las coordenadas de ubicación de todos los espectaculares del estado y sabemos cuáles tienen permiso o no. Eso sí lo revisaremos”, respondió a una pregunta  que le hicieron en conferencia de prensa.

Sobre la propaganda en el trasporte, Barbosa destacó que se aplicarán sanciones severas: “Óiganlo bien: que a todo el concesionario que viole la ley se le va a recoger su unidad vida y puede llegar hasta la cancelación de su concesión; que quede claro”.