Las autoridades deberían analizar el uso de casonas del Centro Histórico para viviendas aunque el el reto es la intervención para restaurarlas respetando la ley de monumentos históricos y regulando el pago de impuestos y servicios.

Así opinó Jorge Rosete Espinosa, secretario Académico del Decanato de Artes y Humanidades de la UPAEP, quien dijo que este tema ya ha sido abordado por diversas autoridades.

“Podrían generarse la utilización de estas casonas antiguas para vivienda intraurbana, aún considerando que la recuperación de espacios históricos suele ser muy cara”, dijo.

Agregó que la voluntad de las autoridades debe aportar los costos en la hipoteca, los servicios y otros gastos para la adquisición del patrimonio.

Por otra parte, dijo que los gobiernos locales deben ser facilitadores de la política nacional de vivienda .

Lamentó que en la periferia, los que son conocidos como “cinturones de miseria” aumentan.

“A nivel nacional se estima que hay cuatro y medio millón de viviendas en estas condiciones, con esta problemática”, añadió.

Con la pandemia de Covid-19, comentó, es preocupante no tener un espacio de vivienda digno, ahora que las familias requieren  un espacio seguro o condiciones para atender cualquier emergencia.