El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta acusó al gobierno de la alcaldesa Claudia Rivera Vivanco de solapar la instalación de comerciantes informales, por lo que aseguró que intervendrá nuevamente en el asunto a fin de evitar que aglomeren las calles del Centro Histórico.

Desde hace tres semanas, decenas de vendedores informales comenzaron a instalar a sus puestos sobre la avenida 16 Poniente, contrario a la prohibición de generar aglomeraciones y así evitar más contagios de Covid-19.

En su conferencia de prensa de este viernes, el mandatario indicó que el comercio informal es un tema que toca resolver a los gobiernos municipales, pero en el caso de la capital poblana, acusó que el ayuntamiento solapa la instalación de los comerciantes también conocidos como “toreros”.

"Tenemos todos los gobiernos que aplicar la ley, entonces es un asunto que tenemos que meternos como gobierno estatal porque en Puebla -la colocación de ambulantes- es producto de un solapamiento del gobierno municipal, así es que vamos a meternos", señaló al ser interrogado sobre el tema.

Barbosa recordó que hace unas cuatro semanas, la Secretaría de Gobernación estatal inició negociaciones con las agrupaciones de comerciantes para emplazarlas a retirarse de la vía pública, por lo que anunció que el diálogo se retomará a fin de que guarden el confinamiento hasta que haya una reducción en los contagios de coronavirus.

A principios de la semana, un grupo de comerciantes intentó instalarse sobre la avenida 6 Poniente, pero la Policía Municipal disuadió al grupo, sin embargo, es posible ver puestos de venta aglomerados sobre la avenida 16 Poniente, desde hace por lo menos unas dos semanas.