La Corte Nacional de Justicia de Ecuador (CNJ) emitió una sentencia por el delito de cohecho en contra del expresidente, Rafael Correa y del exvicepresidente, Jorge Glas, la cual consiste en ocho años de prisión.

De acuerdo con información de Excélsior, el tribunal acusó al exmandatario de “liderear una organización que pidió sobornos a contratistas para financiar las campañas electorales de su movimiento político entre 2012 y 2016.” Su exvicepresidente  desde 2017 cumple ya una sentencia de seis años por el delito de asociación ilícita por estar involucrado con el tema Odebrecht.

Rafael Correa a través de su cuenta de Twitter envió  un mensaje  a sus seguidores, en donde niega las acusaciones de la fiscalía. Asegura que es víctima de una persecución política por parte del actual presidente de Ecuador, Lenin Moreno.

Actualmente Rafael Correa se encuentra viviendo en Bélgica, tras solicitar asilo desde julio de 2018 al ser acusado por una jueza quien liberó una orden de aprehensión preventiva en su contra. Asimismo fueron condenadas 16 personas más que fueron cercanos al expresidente por estar implicados también en actos de corrupción y cohecho.

Los miembros de la Corte Nacional de Justicia señalaron que quedaron suspendidos los derechos políticos de todos los sentenciados por un lapso de 25 años.