El segundo día de juicio contra Harvey Weinstein en Nueva York dejó al descubierto un relato escalofriante, pues la actriz Annabella Sciorra subió al estrado y contó cada uno de los detalles con los que, de acuerdo a su versión, el productor la atacó sexualmente.

Según la artista, Weinstein entró a su domicilio y la forzó a tener intimidad con él. En su relató, Sciorra explicó que aquella noche atendió un llamado de Harvey a su puerta, quien inesperadamente entró a su hogar y se desabrochó la camisa.

“Pensó que estábamos a punto de tener relaciones sexuales”, recalcó la artista y agregó que, a pesar de intentar correr hacia su baño, Weinstein la agarró del pecho antes de entrar.

“Estaba tratando de sacarlo de mí, lo estaba golpeando, lo estaba pateando. Solo estaba tratando de alejarlo de mí... Me puso las manos sobre la cabeza para volver a ponerlas y se puso encima de mí y me violó. Puso su pene dentro de mi vagina y me violó. Intentaba pelear, pero ya no podía pelear porque tenía las manos cerradas. En cierto momento se detuvo, salió de mí y eyaculó encima de mí en mi pierna”, detalló.

Pero esto no fue todo, la artista manifestó que no decidió ir con la policía por la influencia que tenía Weinstein, pero días después se topó con el productor en un evento, y para su sorpresa, él seguía más intimidador que nunca, pues le dijo: “esto queda entre tú y yo. Fue muy amenazante... y pensé que me iba a pegar allí mismo. Y era amenazante y tenía miedo”.

A pesar del estremecedor relato, es importante recalcar que el testimonio de Sciorra no forma parte del proceso por el que ahora es acusado Weinstein, pues como la violación ocurrió a inicios de los años noventa, el delito prescribió.