La jauría y sus pasajes han marcado factura en la penúltima jornada del Apertura 2017, incluso el técnico Rafael Puente mencionó que matemáticamente su equipo ya no podrá ingresar a la fiesta grande, pero que desearán cerrar el torneo con 23 puntos y mantener un buen paso de cara al siguiente certamen.

El rival en turno es nada más y nada menos que el superlíder Monterrey, equipo que ha ganado todo en este Apertura y que muestra un impactante poder ofensivo, motivo por el cual, la jauría tendrá que prever los ataques y el problema más grande es que la defensa es lo peor del equipo universitario.

Por ello, Diego Jiménez expresó que la preparación en esta semana ha sido intensa y presionarán para obtener los tres puntos: “hemos trabajado fuerte en la semana, estamos conscientes de lo que nos jugamos; viene Monterrey que es un equipo que viene de ganar; saldremos a presionar y conseguir un buen resultado”.

El atacante aseveró que ante los regiomontanos, deberán ser cautelosos y atacar en los momentos indicados; “para el siguiente juego hay que estar concentrados y bien parados atrás, mantener la presión alta para que no salgan jugando con facilidades y así nosotros poder agarrar el balón en medio campo y empezar a tener el balón”.

Por último, Jiménez se dijo motivado y hará lo posible por anotar y darle una alegría a la afición, “me siento tranquilo, he estado entrenando en la semana bien, estoy al cien para jugar contra Monterrey; buscaré anotar un gol, y si no, ayudar con asistencias o lo necesario para obtener el triunfo”.