Luis Fernando Gazano Tolentino y su primo Zahid Estrada Gazano, de 23 y 19 años de edad, fueron vinculados a proceso por delitos contra la salud en la modalidad de posesión con fines de suministro, por lo que permanecerán en prisión pese a que sus familiares y patrones acreditaron que son estudiantes de Derecho y nada tienen que ver con la banda de Juan Lira, alias El Moco, a la que fueron ligados en Puebla.

Como parte de la audiencia dentro del proceso penal 2661/2020, calificado como tema prioritario por incluir la detención de José Guadalupe Lira Maldonado, hermano de El Moco, fue que ayer por la mañana se resolvió la situación legal de los dos estudiantes de Derecho de la Universidad Anáhuac en el Estado de México y el Centro de Estudios Superiores en Ciencias Jurídicas y Criminológicas en Nuevo León.

Tras fenecer el plazo de 144 horas que solicitaron en la audiencia inicial, el juez de control Javier Vázquez Fernández resolvió la situación legal de Guadalupe Lira Maldonado, alias “Z46”; Gersain Domínguez CuéllarMónico Lazcano DomínguezLuis Fernando Gazano Tolentino y su primo Zahid Estrada Gazano.

A pesar de que los abogados de Zahid y Luis Fernando, pertenecientes al despacho Corporativo Magister para el que trabajan, acreditaron que los jóvenes acudieron al Cereso de San Miguel para recoger documentos de un caso, el juez de control desestimó esos datos de prueba y dictó el auto de vinculación a proceso en contra de los imputados por delitos contra la salud en su modalidad de posesión con fines de suministro.

Dentro del material probatorio que incluyó el Ministerio Público, aportado por la Policía Estatal estaban 191 dosis de cristal; 10 dosis de cocaína; 10 dosis de heroína; un arma de fuego calibre .380; 5 cartuchos útiles; un arma de fuego calibre 40 marca glock con ocho cartuchos útiles.

Ante esta situación se autorizó un periodo de investigación complementaria de dos meses que fenece el próximo 27 de febrero de 2021, por lo que los imputados deberán de permanecer internados en el Cereso de San Miguel hasta que concluya su proceso penal.

La supuesta incriminación

Fue a través de redes sociales que los familiares de los jóvenes, que son primos entre sí, denunciaron que se trata de una supuesta fabricación de delitos llevada a cabo el pasado 20 de diciembre de 2020 a las afueras del Cereso de Puebla, en la colonia Lomas de San Miguel, por parte de la Policía Estatal.

Al respecto Claudia Gazano, mamá de Zahid Estrada Gazano, expuso en redes sociales que el joven acudió al Cereso de San Miguel con su primo para dejar unos documentos por un caso del bufete para el que trabajan, sin embargo en ese momento inició un operativo de la Policía Estatal, con agentes uniformados y otros vestidos de civil, donde fueron capturados.

Foto Agencia Enfoque