En punto de las ocho de la mañana de este miércoles 29 de abril abrió sus puertas una nueva sucursal de bodega Aurrera en Atlixco y pese a las inconformidades de los comerciantes que fueron expuestas a través de redes sociales, en el lugar sólo se pudo observar a gente ingresando para hacer compras.

Con esta tienda ubicada sobre avenida Manuel Ávila Camacho al sur-poniente de la mancha urbana, el municipio ya cuenta con tres, la más grande ubicada en plaza Atlixco, una mini en las inmediaciones de la junta auxiliar de Tehuixpango y esta en una parte del casco de lo que fuera la fábrica textilera más importante de la región: “la Concepción”.

La polémica en la edificación de este negocio estuvo presente desde los inicios por ubicarse en un inmueble histórico. Los dueños aseguraron que obtuvieron los permisos para construirlo por parte del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), pero los ciudadanos indicaron que este preoceso fue muy rápido en comparación con los permisos para restaurar inmuebles dañados por el sismo.

Posteriormente se determinó que no contaba con el aval de los vecinos  y con un estudio que debería haberse entregado al Soapama, por tal motivo en septiembre del 2019 fueron clausuradas las obras por el gobierno municipal, mismas que se reanudaron una vez cubiertos estos requisitos.

Hace unos días en medio de los desacuerdos para la reubicación temporal de los tianguistas salió a relucir nuevamente este supermercado, pues, en unas fotocopias regadas el martes pasado entre los comerciantes se aseguró que la razón principal por la que el Ayuntamiento de Atlixco buscaba retirarlos era para beneficiar a esta empresa. Algo que el gobierno local desmintió.

Hoy después de la apertura, así como hay voces que aún condenan esta sucursal, hay otras que agradecen porque ya no tendrán que gastar en pasajes para atravesar la ciudad e ir a hacer sus compras a este supermercado. 

Este día la tienda de autoservicio funcionó siguiendo las recomendaciones establecidas, el acceso está dividido en entrada y salida, se entrega gel antibacterial, los carros para la mercancía son limpiados al ingreso, se tienen marcada las distancias tanto en cajas como frente a los anaqueles y todos los empleados están obligados a usar cubrebocas.