Opinión
Loading...
Loading...
Al Momento
    Más Leídas

      Barbosa y su ‘no persecución’ a medios

      Sábado, Enero 8, 2022
      Leer más sobre Gilberto Arribalzaga
      El gobernador de Puebla dice una cosa, pero manda a hacer otra muy distinta
      Es egresado de la carrera de Mercadotecnia y Diseño Publicitario de la Universidad de Oriente, donde también curso la maestría en Gerencia Empresarial. Desde 2019 ha laborado como community manager.
      Barbosa y su ‘no persecución’ a medios

      Amigos lectores, ¡he vuelto! Les ofrezco una disculpa por abandonarlos los últimos dos viernes de 2021, pero considerando que caían 24 y 31 de diciembre, me merecía estas semanitas de descanso. Pero bueno, ustedes están aquí en “Palabra de Tibu” por razones distintas a saber cómo me fue de vacaciones; así que mejor comencemos con esto que se va a poner bueno.

      El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, desde que inició su administración le declaró la guerra al medio que fue el único que le dio voz cuando los demás lo ignoraban: e-consulta. Posteriormente sumó a la lista negra a El Popular, y a punta de demandas y auditorías los ha intentado silenciar.

      Este jueves 6 de enero en su mañanera señaló que las auditorías no son señal de persecución ni de daño a la libertad de expresión porque es sólo revisión, y si los medios se quejan es porque saben que están mal.

      Esa declaración de manera superficial está bien dicha. El problema es que la auditoría no llegó de forma pareja con todos los medios, sino sólo con los que tiene pleito casado, es decir, e-consulta y El Popular.

      Qué casualidad que el gobernador asegura que están mal, cuando lo único que han hecho es informar a la sociedad de las acciones de la administración estatal en su contra y defenderse con los recursos que están a su alcance de tremenda cacería.

      Es más, hay otro medio que su director -el cual no nombraré por respeto a ustedes-, se la pasa aplaudiéndole cualquier cosa que diga y que trata de enterrar a cualquier enemigo del Ejecutivo, al que un medio nacional como Latinus exhibió que recibía contratos millonarios del gobierno y los auditores ni lo voltean a ver.

      Y hablando de borregos aplaudidores, hay otro medio el cual su columnista principal se la pasa revisando con lupa lo que escribe Rodolfo Ruiz, director de e-consulta en “La Corte de los Milagros”, sólo para ver de qué manera puede atacarlo. Es más, hasta creo que el señor tiene una estatua o un altar de Rodolfo en su habitación.

      Si las auditorías no fueran medios de represión, tranquilamente se las aplicarían a ellos, pero no, sólo a los medios que no se dejaron doblegar. Así que permítanme referirme directamente a Luis Miguel Barbosa Huerta lo que resta de este párrafo y tal vez el siguiente: Cuando la auditoría es ocupada para infundir miedo, sí es un atropello a la libertad de expresión.

      Cuando este recurso es utilizado como arma para amenazar o mandarles un recadito a tus enemigos, si es parte de una persecución. ¿Por qué? Porque si e-consulta y El Popular hubieran obedecido cuando la administración se los pidió no hubieran recibido en noviembre pasado la notificación que serían auditados.

      Ahora sí, volviendo con ustedes mis queridos lectores, les dejo las preguntas semanales: ¿Qué otras acciones realizará el gobierno este 2022 contra los medios que nomás no se dejen doblegar? ¿Habrá más demandas y auditorías? El mismo tiempo nos dará la respuesta.

      Pero mientras observamos si este año el gobierno continúa con el pie izquierdo o logra recomponer el camino, nosotros nos leemos el próximo fin de semana.

      Vistas: 340

      Loadind...