Claves de la escasez de vacunas Covid 19 en México

Jueves, Febrero 18, 2021 - 12:40

Los 10 países más ricos del orbe han acaparado los dos terceras partes de las vacunas

Periodista egresada de la UNAM, especializada en temas relacionados con política mexicana, derechos humanos, religión y migración publicados en diversos medios nacionales. Actualmente cursa el doctorado en Sociología por la BUAP.      .

-La distribución inequitativa mundial nos pone a todos en peligro

1.- Lo que estamos viendo en el mundo es la política del agandalle. Los 10 países más ricos del orbe han acaparado los dos terceras partes de las vacunas que se han producido a nivel global.

2.- Si bien el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador se pronunció ante el Consejo de Seguridad de la ONU  contra el acaparamiento y pedir que el acceso a las vacunas sea equitativo para la comunidad internacional, la realidad es que eso difícilmente ocurrirá.

3.- Somos de los países que ya hicieron gestiones para obtener las vacunas, pero el bloqueo de las 10 potencias parece que no cambiará pronto.  Y no es por falta de ganas porque el canciller, Marcelo Ebrard, ha dicho que México acordó la compra de 234 millones de dosis de cinco vacunas diferentes: 77.4 millones de AstraZeneca, 35 millones de CanSino, 34.4 millones de Pfizer, 10 millones de Sinovac y 24 millones de la vacuna rusa Sputnik. A esto se suma un contrato de dos millones de dosis adicionales de AstraZeneca producidas y 51.5 millones de dosis adquiridas por el mecanismo Covax

4.- Lo que estamos atestiguando es algo que la prensa internacional ha denominado un Aparheid de la vacunación. Donde el acceso al antígeno ocurrirá primero en el mundo desarrollado y las poblaciones de países pobres podrían ser vacunadas hasta 2022 o peor, 2023.

5.- El acaparamiento lo están haciendo los países ricos que generan el 60 por ciento del PIB global.

6.- Vaya, en este momento hay 100 países en el mundo que no han puesto una sola vacuna.

7.- También hay que agregar que hay un problema de producción que es muy superior a la oferta y que las farmacéuticas no han cumplido con las entregas prometidas. Se necesitan como 10 mil millones de dosis para vacunar al mundo. Lo cual implica retos de producción, distribución, logística y programas de gobierno.

8.- El proceso de acceso a las vacunas durará varios meses aún. Porque es cierto que el acceso a la vacuna Covid 19 parece un escenario de ganadores y vencedores. Lo cual afectará a la comunidad internacional.

9.- México fue uno de los primeros países en conseguir dosis, pero no estamos dentro del grupo de potencias capaz de desarrollar su propia vacuna con la urgencia que exige la pandemia. En abril, la Cancillería presentó una resolución ante la Asamblea de Naciones Unidas para que el acceso a medicamentos, vacunas, equipo y materiales médicos contra la Covid 19 sea equitativo. No es por falta de ganas. Lo repito.

10.- Y la OMS no ha podido hacer nada frente al acaparamiento.

11.- Una proyección de la Northeastern University de Boston y otras universidades han advertido que si las primeras 2 mil millones de dosis de vacunas contra el Covid 19 se distribuyeran de forma equitativa a la comunidad internacional, la mortalidad se reduciría 60 por ciento. Pero, en cambio, si los 47 países más ricos del mundo monopolizan las dosis, sólo habrá 33 por ciento menos muertes.

12.- Y agregan que la distribución desigual a escala mundial será perjudicial para todos, ya que dejará reservorios del virus repartidos por el planeta, en los que surgirán y desde los que se propagarán variantes nuevas y quizá más peligrosas.

13.- En Israel, el país con el programa de vacunación más rápido del mundo, más de una tercera parte de la población ha recibido una dosis, y a más de una quinta parte se le han administrado las dos. Pero resulta que este país pagó un sobre precio a Pfizer para acceder a la vacuna. Al parecer pagó $30 dólares por dosis, el doble de lo que ha pagado la Unión Europea.

14.- Ahora bien, debido a las dificultades para garantizar el suministro de vacunas, muchos países pobres dependerán de Covax, una organización creada en abril de 2020 para facilitar “el acceso innovador y equitativo al diagnóstico, los tratamientos y las vacunas contra la covid”. El fondo está coordinado por la OMS, pero resulta que los países ricos también están anotados en Covax.

15.- Tristemente ese es el escenario de las vacunas. La buena es que para marzo, Pfizer prometió que llegarán casi 5.2 millones de dosis. También se espera que en los próximos días comience la distribución de la vacuna china CanSino, con una sola aplicación, misma que llegó desde hace una semana a granel a México y está siendo envasada para su repartición. Chile le apostó a esa vacuna y es el país de América lleva casi 2.4 millones de dosis aplicadas.

Lo que queda es serenarse. El proceso será lento. Seguro, México accederá al antígeno en las próximas semanas. Pero así están las cosas en el mundo. Hay vidas privilegiadas, vidas que sí valen y vidas que no tienen ninguna importancia para el proceso de reproducción de capital. Entendiendo que las farmacéuticas serán las grandes ganadoras de todo este desastre y que bailan al son que les toca el club de las naciones más ricas del orbe.

Si tiene alguna duda, escríbame. Me interesa su opinión norcudi@gmail.com  


Encuesta