Miércoles, 11 de Diciembre de 2019     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



AMLO y las tres posturas ante la renovación de la dirigencia de Morena

Lunes, Noviembre 11, 2019 - 14:33
 
 
   

La postura de la mayoría del Comité Ejecutivo Nacional fue expresada por Yeidckol Polevnsky

Este domingo 10 de noviembre  pudo saberse públicamente el posicionamiento de tres instancias partidarias de Morena con respecto al eventual Congreso que tendría que renovar la dirigencia partidaria del partido. Por un lado el Comité Ejecutivo Nacional  el cual sesionó el sábado 9 de noviembre y por el otro el Consejo Nacional, el cual fue reunido el domingo 10 de noviembre, sesión en la cual participó la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia (CNHyJ). Ambas sesiones plantearon  su propia perspectiva del camino para renovar la dirigencia partidaria y reflejan  las dos posturas principales en torno a la controversia interna que hoy afecta al partido gobernante en México. Podríamos agregar una postura más, que sería la expresada por el suplente del Senador Ricardo Monreal, la cual podría ser la que éste último podría estar sosteniendo en este momento. Las tres posturas son las siguientes:

La postura de la mayoría del Comité Ejecutivo Nacional fue expresada por Yeidckol Polevnsky en rueda de prensa del domingo 10 en la mañana: Se apela al precedente jurídico 48/2013  emitido por el TEPJF, el cual plantea que en situaciones extraordinarias si se vence  el período de gestión de una dirigencia partidaria esta puede prorrogar su mandato hasta que dicha situación extraordinaria se resuelva. En base a esto, el planteamiento del CEN es  que éste debe continuar en sus funciones convocando en primera instancia un Congreso Extraordinario a realizarse el domingo 17 de noviembre. En este Congreso Extraordinario se introduciría una modificación  estatutaria que llevaría a contemplar la encuesta como método de elección de los presidentes o presidentas nacionales y estatales. También se tomarían medidas con respecto al padrón de afiliados que fue cuestionado por la resolución del TEPJF que canceló el proceso de Congreso en días pasados. Esto no impediría convocar posteriormente  a un Congreso ordinario que comenzaría con los congresos distritales para elegir coordinadores distritales que serían también delegados a los Congreso Estatales y al Congreso Nacional, en los cuales se elegirían a los Comités Ejecutivos Estatales y al nuevo Comité Ejecutivo Nacional.

La postura adoptada el domingo 10 de noviembre por el Consejo Nacional y apoyada por la CNHyJ: se convoca a un Congreso Extraordinario para el 24 de noviembre cuyo cometido sería elegir un Comité Ejecutivo Nacional interino, el cual tendría bajo su responsabilidad la organización de un Congreso Nacional de acuerdo a lo que dispone el Estatuto actual de Morena, el cual no sería reformado por lo que la propuesta de Andrés Manuel López Obrador sería desechada. El CEN interino sería el encargado de  llevar a cabo las providencias necesarias para resolver el problema del padrón de afiliados  y en base a ello convocaría a un Congreso Nacional Ordinario en el cual se elegiría a un nuevo Comité Ejecutivo Nacional y a las respectivas dirigencias estatales.

La tercera posición es la que ha expresado en lo individual Alejandro Rojas Díaz Durán: debe elegirse al nuevo presidente o presidenta del CEN en base a una encuesta (coincidencia con la postura del actual CEN), dar por finalizado el período del actual CEN  a partir del 20 de noviembre (coincidencia con la postura del Consejo Nacional) pero también a la actual CNHyJ (disidencia con el Consejo Nacional). Hasta el momento no le he escuchado nada sobre cómo y cuándo organizar el Congreso Ordinario que elegiría a las direcciones estatales y al resto del CEN. La postura de Rojas Díaz Durán es errática y difícil de seguirle la pista, pero su actuación tiene un ariete importante: las impugnaciones del abogado jaliciense o radicado en Guadalajara, Jaime Hernández Ortíz. Hernández Ortiz le ha ganado varios casos a la CNHyJ en el seno del TEPJF. La última de ellas fue la que canceló el proceso del Congreso Ordinario que debería haberse realizado el 23 y 24 de noviembre.

En la sesión del Consejo Nacional, el filósofo Enrique Dussel citando equivocadamente a Santo Romas de Aquino dijo que en “fortaleza sitiada cualquier disidencia era traición”. El lapsus es notable tratándose de un erudito como Dussel, porque en realidad la frase es atribuida a San Ignacio de Loyola. No es casualidad que la repitiera Fidel Castro quien tuvo una educación jesuita.  En todo caso, ¿a quién calificaba Dussel  como traidores siguiendo la tradición stalinista tan presente en la izquierda? No lo dijo, pero es fácil imaginar que a Yeidckol Polevnsky y a sus partidarios. ¿Pero somos en realidad traidores? En Morena, para bien o para verdad, un criterio de verdad fundamental es la opinión  de AMLO, personalidad sin la cual no existiría Morena y por ello el día que se vaya de Morena, ésta dejaría de existir. ¿Cuál es la postura de López Obrador? Públicamente  se sabe que es la que ha abanderado Yeidckol Polevnsky y de buena fuente se sabe que el Presidente está muy molesto con la situación interna del partido, que está ahora más convencido de la necesidad de la encuesta y que considera a ciertos intelectuales que han estado gravitando en la crisis interna como “buenos intelectuales pero pésimos políticos”.

Independientemente de la postura que se adopte en torno a la crisis interna de Morena, el hecho cierto es que cada día que pasa es más angustiante. El Gobierno de la Cuarta Transformación necesita de un partido sólido, estructurado, que impulse la labor ideológica en el seno de la población que hoy apoya a AMLO, además de  la tarea organizativa de base que ha salvado a Cuba y Venezuela (para poner dos ejemplos). Sin alarmismos de ninguna especie, debemos recordar  que los aires golpistas que surcan a América latina, sean de golpes blandos (Zelaya, Lugo y Rousseff) o de golpes duros (Evo Morales) no deben ser echados en saco roto en México. Por ello estoy convencido de que los representantes de las distintas posturas en Morena, especialmente las dos primeras, deben iniciar un diálogo y ponerse finalmente de acuerdo.


Semblanza

Carlos Figueroa Ibarra

Doctor en Sociología por la UNAM. Académico especializado en sociología de la violencia, sociología política y procesos políticos en Latinoamérica. Doctor Honoris Causa por la Universidad de San Carlos de Guatemala. Actualmente integrante del Comité Ejecutivo Nacional de Morena.

Ver más +

La Corte de los Milagros

Gobernador, no deje que lo engañen

Encuesta