El nuevo patronato de la UDLAP aseguró que su nombramiento y operación fueron avalados el lunes un tribunal colegiado, así que continuará en funciones pese a las acciones legales de la Fundación Mary Street Jenkins (FMSJ).

En un comunicado señaló que en julio el exrector Luis Ernesto Derbez Bautista y la familia Jenkins presentaron un amparo para tratar de recuperar sus cargos como patronos de la Fundación UDLAP (FUDLAP), pues habían sido removidos por la Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada del Estado, dependiente del gobierno estatal de Luis Miguel Barbosa Huerta.

En su demanda de amparo, los Jenkins de Landa reclamaron de dicha Junta la remoción de sus cargos como patronos y solicitaron la suspensión de esa remoción, para ser reinstalados inmediatamente, sin embargo, el nuevo patronato aseguró el juez a quien tocó conocer de ese amparo negó lo solicitado por los Jenkins.

De esta forma, el Segundo Tribunal Colegiado en Materia Civil del Estado de Puebla, declaró improcedente una queja que presentó la Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada del Estado de Puebla, pues precisamente, el juez de Amparo no suspendió los actos de la Junta, señalando textualmente que:

“se advierte que los actos atribuidos en la demanda de amparo a las citadas Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada y Junta de Asistencia Privada, ambas del Estado de Puebla, no fueron abordados por la suspensión provisional por no haberse solicitado respecto a ellos”, indica el comunicado.

“Por lo anterior, el Tribunal Colegiado confirmó la negativa del Juez de Distrito, lo que implica que el nuevo patronato de la FUDLAP seguirá en funciones y la Familia Jenkins y Luis Ernesto Derbez, seguirán fuera de la Universidad”, concluye el escrito.