El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta aseguró que el ex mandatario poblano Antonio Gali Fayad robó los recursos del seguro para la reconstrucción luego del sismo de 2017 y anunció que presentará la denuncia correspondiente.

En su conferencia matutina comentó que los seguros son costosos y suelen estar sujetos a procesos de corrupción.

Barbosa dio a conocer que el 7 de abril de 2017 se pagó la suma de 18.3 millones de dólares para tener una suma asegurada de 30 millones de dólares.

Tras el sismo del 19 de septiembre de 2017, en febrero de 2018 se entregaron al gobierno del estado 12.6 millones de dólares, equivalente a 236.8 millones de pesos.

Barbosa aseguró que no se invirtió un solo peso en la reconstrucción sino que se robaron ese dinero, a través de obras inexistentes, con facturas falsas.

De los recursos asignados a la reconstrucción se gastaron 130.5 millones de pesos en servicio de desazolve, desinfección, cloración en red municipal, drenaje, reparación y conservación diarias hidráulicas; 55.8 millones en la asignación extraordinaria de recursos para cubrir diversas tareas en beneficio de la educación del estado, que es comprar papelería, toner, consumibles de cómputo, material de limpieza, material de enseñanza, utensilios para servicios alimenticios, material eléctrico y electrónico; y 36.9 millones en convenios de otorgamiento de recursos financieros no regularizables para Tepetzintla y Caxhuacan, dijo Barbosa.