Las cuotas escolares están suspendidas hasta en tanto no se realicen asambleas entre los representantes de las direcciones de las escuelas y los padres de familia para llegar a algún acuerdo, informó el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta.

“No pueden arbitrariamente los maestros imponer las cuotas e impedir la inscripción. Hay una vigilancia permanente de la Secretaría de Educación. Ya hay oficios enviados desde la Secretaría de Educación para atender estas cosas y que funcionen de manera correcta”, comentó.

Consideró que “provoca reproche el cobro de cuotas escolares” por parte de los comités escolares y por ello dio la instrucción a la Secretaría de Educación –a cargo de Melitón Lozano- para que se revisen los casos en todos los planteles. Que esta condición no sirva de impedimento para el ingreso de los alumnos a las aulas, dijo.

Dio a conocer que el ciclo escolar que arranca el próximo 30 de agosto no se puede postergar, por eso hizo un llamado a los maestros, padres de familia y alumnos que trabajen de manera coordinada.

Reponer el subsidio de transporte

Asimismo, el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta señaló que están revisando la aplicación del subsidio a transportistas por el regreso a clases.

Desde la Secretaría de Movilidad y Transportes (SMT) se otorga un subsidio por el costo del pasaje a estudiantes para los concesionarios que cumplen con los lineamientos de operación.

“Estamos revisando cómo se aplicaría. Se tendrá que reponer el subsidio. Estamos viendo las rutas, los transportistas, todo lo que implica. Hay un trabajo previo por la Secretaría de Movilidad y Transporte y la Secretaría de Finanzas”, comentó.

Sí habrá Grito

Tras considerar que es imposible no realizar festejos patrios, el gobernador Miguel Barbosa Huerta señaló que en Casa Aguayo se celebrará el Grito de Independencia.

No obstante, aclaró que seguirán todos los protocolos de seguridad y de salud, ante los riesgos de contagios por Covid-19.

Los accesos al festejo serán limitados y controlados, finalizó.