El sacerdote Gustavo Rodríguez Zárate, defensor de los migrantes centroamericanos, en su paso hacia los Estados Unidos, falleció de cáncer, confirmó la Arquidiócesis de Puebla.

Rodríguez Zárate era párroco de la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, en la colonia Aquiles Serdán, desde donde gestionaba diversas ayudas a los grupos de viajantes, desde hace 25 años.

Nació en la capital poblana el 7 de octubre de 1946 y fue bautizado el 7 de octubre de 1946, en la parroquia de Santiago, en la ciudad de Puebla.

Se ordenó sacerdote el 6 de mayo de 1973 después de recibir los sacramentos por parte del arzobispo Octaviano Márquez y Toriz.

Fue vicario de Santa Rita Tlahuapan, Chietla y Santa Clara y fungió como asesor diocesano del movimiento de Jornadas de Vida Cristiana y coordinador del equipo diocesano de Pastoral Juvenil.

Realizó el diplomado en Planificación Pastoral, por la Universidad Javeriana en BogotáColombia.

También fue párroco de San Juan Evangelista, Zacapala; Santa Clara Ocoyucan y de Nuestra Señora de la Asunción en la colonia Aquiles Serdán.

Fue coordinador de la Pastoral de la Movilidad Humana de la Arquidiócesis de Puebla e impulsor de la caravana migrante “Antorcha Guadalupana” que llega hasta la catedral de San Patricio, en Nueva York.

Gobernador lamenta muerte

El gobernador del Estado, Luis Miguel Barbosa, a través de su cuenta de Twitter, lamentó la muerte del sacerdote.

“Extiendo mi más sentido pésame a la familia, seres queridos y a la feligresía ante el sensible fallecimiento del sacerdote Gustavo Rodríguez Zárate, un sacerdote bondadoso, generoso, entregado, que ayudó siempre a los migrantes que venían de paso. Descanse en paz”, escribió el mandatario.