A pesar de las diferentes alianzas que formó el Partido Revolucionario Institucional (PRI) disminuyó en 75 por ciento la cantidad de municipios en los cuales gobernaba de manera independiente, de acuerdo con los datos disponibles del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP).

En la elección de 2018 el Revolucionario Institucional ganó 76 presidencias municipales sin ninguna alianza y para las de este 6 de junio únicamente consiguió 19.

En el proceso electoral anterior el PRI también triunfó en dos municipios en alianza con el Partido Nueva Alianza (PANAL): Zacatlán y Xicotepec.

Para el actual proceso electoral el tricolor hizo coaliciones con el Partido Acción Nacional (PAN), el Partido de la Revolución Democrática (PRD), Compromiso por PueblaPacto Social del Integración (PSI) y el Partido Nueva Alianza (PANAL), y con ellos consiguió el triunfo en 38 municipios.

Es decir, aunque el PRI ganó 57 presidencias municipales, ya sea de manera independiente o en conjunto con otros partidos este año, no consiguió tener la misma cantidad del proceso electoral pasado en el cual ganó 76 sin ninguna alianza.

El PRI perdió municipios como Ahuacatlán, Ahuazotepec, Aquixtla, Atzala, Ayotoxco de Guerrero, Caltepec,  Caxhuacan, Chiautla, Chietla y Chigmecatitlán.

También perdió  Chignautla, Chila de la Sal, Cohetzala, Guadalupe, Honey, Huehuetlán el Grande, Hueyapan, Hueytamalco, Ixcamilpa de Guerrero e Ixcaquixtla.

En estos lugares ganaron partidos como Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), Partido del Trabajo (PT), Pacto Social del IntegraciónPartido de la Revolución Democrática (PRD) y Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

Entre las demarcaciones en las que el PRI logró mantener las presidencias municipales de manera independiente se encuentran NauzontlaOcoyucanOlintlaPetlalcingo y San Jerónimo Xayacatlán.