Por presunto rebase de gastos de campaña, gastos irregulares o no reportados, así como operaciones sospechosas, suman 46 denuncias contra contendientes a diputaciones federales de Puebla.

Las quejas se interpusieron ante el Instituto Nacional Electoral (INE) y se encuentran bajo análisis de la Unidad Técnica de Fiscalización (UTF), que se encargará también de fiscalizar las campañas.

En un informe presentado este jueves por la Junta Local del INE en Puebla, se detalla que a esas denuncias se suman otras 15 promovidas en la Unidad Técnica de lo Contencioso Electoral (UTCE), con corte al 7 de junio.

En ellas se señalan casos de presunta propaganda colocada en lugares prohibidos; destrucción de propaganda rivalcampañas de desprestigio, así como uso de símbolos religiosos o de menores de edad en propaganda.

Algunas quejas que fueron procedentes se turnaron a la Sala Especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), para que imponga sanciones en los casos que acredite las infracciones.

Denuncian campaña anticipada
El informe agrega que hubo otras 17 denuncias presentadas en las juntas distritales del INE, de las cuales 13 fueron desechadas, dos se resolvieron y dos están en revisión.

Del total, en siete se acusaron presuntos actos anticipados de precampaña o campaña junto con utilización de recursos públicos con fines electorales.

En cuatro se denunció vulneración del principio de equidad en la contienda; en dos, calumnia y en dos más, actos anticipados de precampaña o campaña.

Otra fue por colocación de propaganda en lugares prohibidos y una más por utilización de símbolos religiosos en propaganda.

De las 17 quejas, 11 se presentaron por la ciudadanía, dos por el partido Redes Sociales Progresistas (RSP); una por el PRI; una por una candidata; una por un servidor público y se inició de oficio.

Es así que durante el proceso electoral suman 86 denuncias contra aspirantes a diputaciones federales de Puebla.

El informe de quejas se presentó tras concluir los cómputos distritales, que confirmaron que la coalición Juntos Hacemos Historia (MORENA-PT-PVEM) ganó 11 diputaciones federales de Puebla y Va por México (PAN-PRI-PRD) cuatro.