Los partidos políticos de Puebla firmaron un pacto para unas elecciones “libres de violencia” contra las mujeres, sin embargo postularon a personas sentenciadas o acusadas de agredir a mujeres.

Agresiones verbales, humillaciones, violencia política, violencia familiar, abuso sexual y hasta violación son algunas de las acusaciones que arrastran algunos de los contendientes.

Aún así este martes dirigentes de los 13 partidos políticos firmaron el “Pacto por unas Elecciones Libres de Violencia”, convocado por el Instituto Electoral del Estado (IEE), que se comprometió a impedir la postulación de agresores.

Postulan a acusados de violación

A la alcaldía de San Martín Texmelucan el PAN postuló al expriísta Édgar Salomón Escorza, acusado de violación y privación de la libertad.

e-consulta dio a conocer en 2014 el testimonio de la víctima, una joven de entonces 26 años de edad, quien acusó que el exdiputado la sacó por la fuerza de un bar de San Martín, la encerró en un auto, la llevó a un domicilio contra su voluntad y ahí abusó de ella.

Todo esto quedó asentado en la Averiguación Previa 1942/2014/SNMAR, sin que a la fecha el caso tenga una sentencia a favor en contra de Salomón Escorza.

A la alcaldía de San Pedro Cholula, Morena postuló al expanista Julio César Lorenzini Rangel, también denunciado por violación en agravio de una mujer que la noche del 15 de septiembre de 2019 se hospedaba en el hotel Xelhua, propiedad del también exdiputado federal.

Eduardo Alcántara Montiel es candidato del PAN a una diputación local plurinominal a pesar de la denuncia en su contra por acoso sexual, interpuesta por la panista Erika de la Vega.

Va en Amozoc un acusado de violencia familiar

El expanista Jorge Cruz Sánchez Rojas, alcalde de Amozoc, de 2014 a 2018, busca el mismo cargo pero ahora impulsado por el Partido Nueva Alianza (Panal) pese a estar denunciado de ciberacoso y violencia familiar.

e-consulta dio a conocer la semana pasada que el expresidente fue denunciado por su expareja en la Fiscalía General del Estado (FGE), y justamente ayer lunes sujetos desconocidos atacaron a balazos la casa de la mujer.

Postulan a sentenciados

Pacto Social de Integración (PSI) hizo candidato a la alcaldía de Tecamachalco al exalcalde Inés Saturnino López Ponce, a pesar de que fue sentenciado por ejercer violencia política contra regidoras en su gestión de 2014 a 2018.

Agresiones verbales, retención de salarios, bloqueo para ejercer el cargo y humillaciones son algunas conductas que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) le acreditó.

El expanista solo fue amonestado, multado y obligado a emitir disculpas públicas, ya que la violencia política se tipificó como delito en Puebla hasta julio de 2020.

Morena impulsa la reelección del alcalde de Francisco Z. Mena, Pascual Morales Martínez, sentenciado por ejercer violencia política contra la regidora Flor Tereza Ávila Núñez.

El caso marcó un precedente en Puebla, ya que en mayo de 2020 por primera vez el TEPJF emitió una sentencia donde ordenó a la FGE proteger las 24 horas del día a la regidora y a su familia, debido a las constantes agresiones del alcalde. 

Agresiones verbales, impedimento para trabajar en el ayuntamiento, retención de sueldos, intimidación, amenazas y hasta campañas de desprestigio en redes sociales, son algunas conductas que padeció la regidora.

El PRI postuló para la reelección al alcalde de Zapotitlán, Eduardo Vázquez Márquez, a quien el TEPJF también sentenció por violencia política contra una regidora, a la que retuvo su salario por más de un año. 

Enfrentan denuncias

La alcaldesa de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, buscará la reelección aunque se encuentra denunciada por violencia política, tras el despido de una trabajadora que denunció acoso sexual.

Inicialmente la queja fue desdeñada por el Instituto Electoral del Estado (IEE), pero el Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP) ordenó revisarla de nuevo y valorar la necesidad de imponer medidas cautelares a la alcaldesa.

El diputado local Emilio Maurer Espinosa busca reelegirse por el distrito 11 de Puebla capital impulsado por Morena, pero enfrenta una denuncia de violencia política por agredir a la panista Mónica Rodríguez Della Vecchia.

El 9 de abril el TEPJF impuso medidas cautelares al legislador mientras se resuelve el fondo de la queja interpuesta por la legisladora, quien fue agredida verbalmente el 2 de marzo en una sesión plenaria del Congreso local.

El exmorenista Arturo de Rosas Cuevas ahora es candidato del PRD a la alcaldía de Tecamachalco, aunque fue exhibido a nivel nacional por expresar  “hija de la chingada” mientras hablaba la diputada Tonantzin Fernández Díaz en una sesión plenaria.

El legislador se disculpó por abrir su micrófono en medio de la sesión y aseguró que no se refirió a su compañera de partido, sino “a su mascota”, así que no fue denunciado, pero la oposición aseguró que se trató de un acto de violencia que Morena dejó pasar por venir de uno de sus legisladores.