Renata Zarazúa inició con victoria su camino en el Masters 1000 de Miami tras vencer a la japonesa Nao Hibino en tres sets. La representante mexicana se impuso por parciales de 6-4, 4-6 y 6-1, levantándose en el segundo de un 4-0.

Durante el primer parcial, Zarazúa se valió de un quiebre y la contundencia en su servicio para hacerse de la manga. La mexicana resistió los embates y logó irse al frente 6-4.

En el segundo parcial se hicieron presentes las inconsistencias por parte de ambas. Renata perdió su servicio en tres ocasiones y se fue abajo por 4-0. No obstante, se supo levantar para igualar las acciones, aunque ya no le alcanzó para irse al frente y la nipona obligó con el 6-4 a irse a un tercer set.

Ya en el definitivo, Zarazúa recuperó el control del juego y fue contundente desde su primer servicio al quebrar en cuatro ocasiones a su rival. Rápidamente se apuntó el 6-1 que le dio el pase a la siguiente ronda.

El camino de la tapatía marcha con tres victorias de manera consecutiva (sumados los dos primeros partidos de qualy) y ahora tendrá una difícil prueba en segunda ronda debido a que se enfrentará a la exnúmero uno del mundo, la alemana Angelique Kerber, quien ahora ocupa el peldaño 26 del ranking WTA.

Foto: Facebook