Una agente de la Policía Municipal de Puebla que sufrió diversos golpes al caer de la batea de una patrulla, durante la persecución de un presunto delincuente, murió nueve días después de permanecer hospitalizada debido a que sufrió fractura de cráneo y perforación de un pulmón

Lesly Yoryeth Lima Espidio, era encargada de compañía de la Zona Dos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) donde llevaba laborando cuatro años. 

El pasado 8 de marzo, la joven y otros compañeros llevaban a cabo la persecución de un supuesto delincuente. En la acción, cayó de la batea de una patrulla  y resultó con golpes en la cabeza y una perforación de pulmón, por lo que fue internada en el Hospital de Traumatología y Ortopedia del IMSS en la Diagonal Defensores de la República y 8 Poniente. 

A pesar del esfuerzo de los médicos durante nueve días, la noche del miércoles el cuerpo de Lesly no resistió y murió, por lo que compañeros de trabajo a bordo de varias patrullas acudieron al centro hospitalario para mostrarle apoyo a los deudos e incluso a manera de homenaje encendieron sus torretas y alarmas. 

Tras lo sucedido, la SSC lamentó el fallecimiento de la encargada de compañía, en cumplimiento del deber. La dependencia envío sus condolencias a los familiares de Lesly, quienes hasta la mañana de este jueves se encontraban realizando los trámites correspondientes para la entrega del cuerpo.