Las acciones que han emprendido las autoridades municipales para deshacerse de la basura de Tehuacán, luego de que inconformes de Coapan tomaron el relleno sanitario, podría generar una clausura, tanto del espacio que se ocupa en la ciudad para descargar los residuos como a Tepanco de López.

Beatriz Manrique Guevara, secretaria de Medio Ambiente del Estado, manifestó que la situación que acontece en Tehuacán por el tema de la basura representa una crisis, sin embargo, aunque las autoridades han emprendido acciones para darle solución a esta problemática, podrían ser acreedores a la clausura del relleno sanitario, así como de los espacios a donde se están yendo a dejar los residuos, pues no cumplen con los lineamientos para considerarlos aptos para recibir los desechos, ya que únicamente son tiraderos de basura.

Señaló que, desde noviembre de 2019, la secretaría ya había realizado una visita al relleno de Tehuacán, en donde se les hicieron observaciones y recomendaciones, pues el lugar estaba funcionando fuera de la norma; lo que se detectó fue que faltaba su plan de manejo, no había control de la fauna nociva, ni de la creación de lixiviados, además de que existen fracturas que pueden afectar los mantos acuíferos, entre otras.

De igual manera dijo que el Organismo Operador del Servicio de Limpia de Tehuacán (Ooselite) les presentó un proyecto que tiene que ver con el manejo y tratamiento de los residuos que recibe el relleno sanitario, sin embargo, para que este pueda funcionar requiere de financiamiento, ya sea por parte del gobierno del estado o del municipal.

Asimismo, aseveró que no han recibido algún proyecto de ampliación del espacio o la realización de uno nuevo, a pesar de que el periodo de vida del relleno es tan solo de unos meses.

Por último, expresó que de poner en marcha el proyecto que tiene el organismo, el relleno podría funcionar por más tiempo del estimado, pero deberán compactarse adecuadamente los residuos y deberán cumplir con todas las observaciones que se les hicieron.