Policías municipales de Ajalpan denunciaron haber sido despedidos por haberse manifestado hace algunas semanas para exigir un aumento salarial, cambio de uniformes y equipo en buenas condiciones para realizar su labor, sin embargo, el secretario general del ayuntamiento, Juan Guzmán Ruíz, señaló que las bajas se debieron a otras razones y no por lo que mencionaron los elementos.

Mencionó que las siete bajas se generaron por varios motivos y no por haberse manifestado hace unas semanas, como los propios uniformados lo dieron a conocer.

Indicó que tres de ellos causaron baja de la corporación por varios señalamientos que hicieron los ciudadanos de Ajalpan en su contra, como robos de celulares, carteras, abuso de autoridad y otros motivos, por ello se inició un proceso de investigación en la Contraloría Municipal, determinado su despido.

Mientras que otros dos pidieron su baja voluntaria y otros dos no acreditaron su examen de Control y Confianza, por esa razón se generó su despido.

Asimismo, mencionó que los elementos habían estado laborando de seis meses a un año en la corporación, además cumplieron con su quincena completa, ya que el pasado domingo fue su último día de trabajo, pues el lunes ya no se presentaron.

Por último, Guzmán Ruíz mencionó que en el área de Seguridad Pública queda un total de 40 elementos, quienes son distribuidos en varios puntos del municipio para resguardar a los pobladores.