Este domingo el Club Puebla consiguió una hazaña poco habitual dentro de sus logros tras clasificarse a Liguilla eliminando al actual “campeón de todo”, partido que se tuvo que definir hasta los tiros penales y que terminó en boleto para los dirigidos por Juan Reynoso.

Aunque inició propositivo y certero, Monterrey no supo hacer pesar su localía y perdió la ventaja de 2 goles a 0 luego de que Osvaldo Martínez lograra anotar un golazo de tiro libre que acercó a la Franja en el juego, para que casi al término del mismo Santiago Ormeño lograra su gol número 7 con la camiseta poblana gracias a un cobro de penal, empatando el encuentro que tuvo que irse hasta las últimas instancias.

 

Héroe uruguayo

Pese a todo pronóstico, La Franja eliminó a Rayados con una especial actuación del portero Nicolás Vikonis, quien fue uno de los cobradores en penales (acertando en su disparo) y que luego detuvo el cobro de Sebastián Vegas para aumentar la ventaja de su escuadra, vistiéndose de héroe en un partido de por sí complicado por ser los de la Sultana del Norte amplios favoritos para rehacerse del título de Liga.

El arquero de 36 años festejó de una peculiar manera este triunfo luego de que, tras el término del encuentro, hiciera un recorrido de rodillas desde una cancha a otra, hecho que quedó grabado por algunos de los presentes.

Al parecer, su recorrido fue parte de una “manda” que realizó como agradecimiento por su accionar de esta noche, siendo pieza clave en el triunfo de su equipo e incluso protagonista con su anotación y posterior atajada.

Puebla jugará los cuartos de Final ante el Club León, equipo que, de nueva cuenta para los angelopolitanos, marcha como favorito tras llegar a Liguilla como superlíder del Guard1anes 2020.

¿Volverá Puebla a conseguir el “milagro”?

Foto: Capturas de Pantalla de Twitter