Nuevamente circunstancias negativas rondan la Liga de Balompié Mexicano (LBM) debido a que los jugadores del Real San José fueron desalojados del hotel donde vivían ante la falta de pago, el cual corre por cuenta de la directiva del club.

El portal Mediotiempo corroboró el hecho gracias a fuentes consultadas, quienes aseguraron que no se realizó el pago de la más reciente mensualidad en el Hotel Posadas (ubicado en san José de Gracia, Mochoacán), sitio en el cual se hospedaban entre 10 y 15 jugadores. Tras no realizarse el pago por el consumo de dichos huéspedes, el hotel simplemente desalojó a los futbolistas.

El hecho de que varios atletas se encontraran residiendo en el sitio se debe a la falta de palabra por parte de la directiva de San José, la cual no cumplió a la mayor parte de jugadores con el acuerdo de vivienda; muchos permanecían en el hotel desde su arribo al club.

A esto se añade que los futbolistas no han recibido sus pagos correspondientes desde el pasado 15 de agosto, pese a sus manifestaciones en redes sociales o su negativa para entrenar, pero ante la situación ni la directiva o la propia Liga han sabido dar respuesta.

 

Son promesas, nada más

Recién la semana pasada el presidente de la Asociación Nacional de Balompié Mexicano, Víctor Montiel, aseguró mediante un mensaje en redes sociales que la Liga no volvería a protagonizar más escándalos o errores, aunque la situación continúa de la misma manera.

“Seguimos firmes, fuertes y creciendo. A partir de hoy verán una nueva cara, no caeremos en los errores que tuvimos en el pasado porque hoy somos más fuertes que nunca, somos balompié”, dijo el 9 de noviembre tras informar la baja del Atlético Jalisco.

Foto: Twitter / @MarceloAlatorre