Sin seguridad social, crédito para vivienda o contrato de por medio, es como trabajaban siete de cada diez poblanos al cierre del primer trimestre del año, según datos de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS).

De acuerdo con el informe publicado en octubre de este año, Puebla presentó una tasa de informalidad laboral de 71 por ciento, ocupando la sexta posición nacional en este rubro.

Por arriba de Puebla, a la cabeza de esta lista se ubicó Oaxaca con una tasa de informalidad de 79 por ciento; seguido de Guerrero, con 77.6 por ciento, Hidalgo con 74.1 por ciento, Chiapas con 73.1 por ciento y Tlaxcala con 72.7 por ciento.

A nivel nacional la tasa de informalidad fue de 56.1 por ciento, calculada con base en una Población Económicamente Activa (PEA) de 57 millones 328 mil 364 mexicanos, de los cuales 55 millones 352 mil 304 estaban ocupados en un trabajo, remunerado o no.

En el caso de la entidad poblana, la tasa de desocupación fue del 2.8 por ciento, ubicándose como la doceava más baja a nivel nacional y por abajo del promedio general, que fue del 3.4 por ciento.

Por lo que hace a la tasa de ocupación asalariada en Puebla, fue de 59.4 por ciento al cierre del primer trimestre del año, pues solamente 37 por ciento del personal estaba dado de alta ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

De acuerdo con cifras del IMSS, hasta el primer trimestre del año el número de trabajadores inscritos fue de 622 mil 898, de los cuales 531 mil 660 eran trabajadores permanentes, mientras que 91 mil 328 eran eventuales.

De acuerdo con los datos históricos del instituto, a partir de febrero comenzó a decrecer el número de trabajadores asegurados, en parte por la pandemia del Covid-19, por lo que al cierre del tercer trimestre del año el número de asegurados ya era de 584 mil 849 trabajadores.