Tres presuntos narcomenudistas fueron detenidos en diferentes puntos de la ciudad de Puebla y en Zapotitlán de Méndez. Se trata de dos hombres y una mujer relacionados con las bandas delictivas de “El Keiko”, “El Chupón”, “Los Tapia”.

La primera detención ocurrió en inmediaciones de la calle 5 de Mayo del municipio de Zapotitlán de Méndez, donde se logró la captura de Eluid S., quien tras una revisión se detectó que llevaba 80 envoltorios de cristal, por lo que fue informado que sería presentado a las autoridades ministeriales.

Según los reportes de investigación policial, el detenido pertenecería a la banda denominada “Los Tapia”, cuya principal actividad delictiva es el trasiego de combustible y narcomenudeo, y su zona de  influencia son los municipios de Zacatlán, Ixtepec, Huitzilan de Serdán y Zapotitlán de Méndez.

Lo arrestan con 64 dosis de droga

En una segunda acción, oficiales del estado aprehendieron a Francisco M., presunto narcomenudista que opera en colonias de la junta auxiliar de San Pablo Xochimehuacán, en la capital poblana.

El hombre, de 42 años, fue ubicado por los elementos policíacos en la calle Gaseoducto; entre sus pertenencias fueron descubiertas 54 dosis de cristal y 10 cuadros de papel que coinciden con las características del LSD. 

A través de un comunicado de prensa, la SSP señaló que el detenido cuenta con antecedentes penales por delitos contra la salud en agosto de 2019, incluso sería integrante de la banda de un hombre que está procesado en el Centro de Reinserción Social de San Miguel apodado “El Keiko”, de la que sus hijos presuntamente asumieron el control.

Agarran a integrante de “El Chupón”

Por último, en inmediaciones de la colonia Tres Cerritos los policías estatales detuvieron a Carmen L., presunta narcovendedora al servicio de “El Chupón”, uno de los líderes narcomenudistas de la zona metropolitana.

La mujer, de 23 años, estaba en posesión de 10 bolsas de marihuana.

De acuerdo con los reportes del área de inteligencia de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), la detenida opera en las colonias aledañas a Tres Cerritos y Las Carmelitas, contactando a sus clientes vía telefónica, pactando la cantidad y costo de la mercancía.

Además, trabajaría para un hombre identificado como “El Calaco”, quien a su vez es operador de “El Chupón”.