Como una ciudad “insegura” perciben a Puebla 8 de cada 10 habitantes, de acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) correspondiente a septiembre de 2020, la cual indica que el 78.2 por ciento de los capitalinos poblanos se siente en riesgo.  

La cifra es menor a la reportada en la penúltima edición de la encuesta que elaboró el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en marzo de este año, cuando la cifra se ubicó en 86.8 por ciento, y también en relación con los resultados de septiembre de 2019, que se colocaron en un 84.9 por ciento.

Sin embargo, la percepción de inseguridad actual en la Angelópolis es mayor al promedio nacional (67.8%), así como al de las ciudades de Tijuana (73.6%), Ciudad Juárez (72%), Acapulco (73.2%), Ciudad Nezahualcóyotl (70.8%) y Culiacán (65.1%).

Las ciudades con mayor porcentaje de personas que consideraron que vivir en su ciudad es inseguro fueron: Ecatepec de Morelos con 92.8 de percepción, Fresnillo con 91.8, Coatzacoalcos con 91.1, Villahermosa con 90.4, Toluca de Lerdo con 88.9 y Naucalpan de Juárez con 88 por ciento.

Poblanos estiman que la seguridad seguirá igual o peor

Según los resultados, fueron encuestadas personas mayores de 18 años, de las que el 78.2 por ciento perciben a la Angelópolis como una ciudad insegura, y el 21.3 por ciento opinó lo contrario.

Por otra parte, el 78 por ciento de los encuestados consideró que la seguridad en la capital del estado continuará como está o incluso peor y solo un 17 por ciento señaló que mejorará.

El transporte público, los cajeros automáticos y los bancos son los lugares que los capitalinos perciben como más inseguros, mientras que los tres sitios en donde se sienten más seguros son sus casas, sus trabajos y los centros comerciales.

De las corporaciones de seguridad pública municipales, estatales y federales, los poblanos opinaron que el Ejército seguido por La Marina y la Policía estatal tienen mejor desempeño, en contraste, descalificaron el actuar de la Policía Municipal.

De acuerdo con la percepción de los poblanos, los baches y la delincuencia son los principales problemas a atender en la capital, mientras que los menos urgentes por resolver son el servicio de limpia, el mal estado de los mercados y los problemas de salud derivado del mal estado de los rastros.