Las tres escuelas poblanas que ganaron premios del Gran Sorteo Especial 235 de la Lotería Nacional (Lotenal) del 15 de septiembre, no sólo comparten la alegría de obtener 20 millones de pesos, sino que además tienen en común carencias por estar en áreas ruralesindígenas y de extrema pobreza.

Se trata de un preescolar, una primaria y una escuela comunitaria indígena en los municipios de Guadalupe, Xochiapulco y Zoquitlán, demarcaciones encalladas en la Sierra Negra, la Mixteca y la Sierra Norte de Puebla, históricamente áreas de poco desarrollo económico y social.

Según dio a conocer la Secretaría de Educación Pública Estatal, las escuelas que ganaron uno de los 100 premios de 20 millones de pesos del sorteo fueron: la escuela comunitaria indígena "Quiaptepec", en Zoquitlán; primaria "Sor Juana Inés de la Cruz", en el municipio de Guadalupe; así como la primaria "Manuel Pozos", en Xochiapulco.

Kínder, Primaria y secundaria en el mismo lugar

El caso de la escuela comunitaria indígena "Quiaptepec" destaca entre los ganadores pues se trata de una institución del Consejo Nacional de Fomento a la Educación (Conafe). Esta institución junto con otra en Nuevo León fueron las únicas dentro de esa modalidad que ganaron un premio de Lotenal en el sorteo del 15 de septiembre.

Aunque la SEP Estatal señaló que en esta escuela, ubicada en la localidad de Quiaptepec, estudian 30 alumnos de preescolar y primaria, la realidad es que son 36 y están divididos en preescolar (10), primaria (15) y secundaria (11), los cuales acuden a clases en un espacio educativo de apenas dos edificios.

Para llegar a esta escuela se debe de caminar por 30 minutos desde la cabecera municipal o conducir 15 minutos a través de un camino accidentado de terracería, toda vez que las únicas calles con concreto hidráulico se ubican en la zona más céntrica del municipio.

El municipio de Zoquitlán se caracteriza principalmente por ser una zona montañosa, con amplios espacios para el ejercicio del campo y el criado de ganado bovino, además según el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo (Coneval), es uno de los municipios donde uno de cada dos de sus habitantes vive en pobreza extrema.

Primaria con 14 alumnos ganó premio

El segundo caso es el la primaria "Sor Juana Inés de la Cruz", una escuela de apenas un edificio que se ubica en la localidad de Guadalupito, en el municipio de Guadalupe Santa Ana, demarcación que colinda ya con el estado de Oaxaca.

La localidad de Guadalupito es de apenas 200 pobladores y según el Coneval uno de cada cuatro habitantes vive en extrema pobreza. Esas condiciones se ven reflejadas en la citada primaria donde su matrícula apenas es de 14 alumnos.

La escuela con clave 21DPR3434J  cuenta con un edificio, está ubicada en la calle Independencia y se ubica muy cerca de la cabecera municipal, sin embargo no aparece en sistemas de localización como Google Maps.

Según información de la plataforma Mejora tu Escuela, ocho de sus alumnos presentaron la prueba Enlace en 2018 y el rendimiento en español y matemáticas salió bajo por lo que la escuela se ubicó en el lugar 3 mil 331 de 3 mil 427 en el estado.

El municipio de Guadalupe Santa Ana también tiene como característica que la mayoría de sus habitantes se dedican al campo, aunque también registra una importante población migrante. En los últimos años también se ha manchado por la entrada de grupos criminales.

La escuela más grande tiene 140 alumnos

La escuela más grande en la lista de las ganadoras en Puebla es la primaria "Manuel Pozos", ubicada en la calle 5 de Mayo Sur, en la cabecera municipal de Xochiapulco, municipio perteneciente a la Sierra Norte de Puebla.

En este municipio dedicado en su mayoría al campo y siembra de hortalizas, su población es mayormente indígena y entre el 25 y 50 por ciento de ellos vive en extrema pobreza, según cifras del Coneval.

La escuela ganadora se ubica a unos metros de la plaza principal de esta localidad y se puede considerar como la más grande de las tres que salieron premiadas en Puebla pues cuenta con una infraestructura de tres edificios, baños y patio techado.

De acuerdo con la SEP Estatal en esta escuela están matriculados 140 alumnos y según la plataforma Mejora tu Escuela ha tenido resultados aprobatorios en las pruebas Planea y Enlace, ubicándose en el lugar 1 mil 543 de 3 mil 427 en el ranking de rendimiento escolar de Puebla.

Administración de recursos será vigilado por la federación

Tras darse a conocer la suerte de estas tres escuelas, el gobernador Miguel Barbosa Huerta señaló que la entrega de recursos así como la operación y comprobación de los mismos deberá de ser vigilada completamente por la federación, ya que el estado no tiene ninguna injerencia en ello.

En ese sentido la SEP Estatal señaló que será el Comité Escolar de Administración Participativa (CEAP) de cada una de las instituciones, formados por padres y maestros, quien defina la aplicación de los recursos y transparentarlos a la comunidad escolar.

Según la SEP, los recursos que constan en 20 millones de pesos para cada escuela, deberán de ser distribuidos en dos rubros: uno para el mejoramiento del plantel educativo y otra parte igual para mejorar la infraestructura de la comunidad en la que se encuentran.