En caso de que seas de las y los que optaron por las compras electrónicas con el fin de evitar el riesgo de contagio de Covid-19, debes saber que como consumidor tienes las mismas garantías como si hubieras comprado tal cual en un establecimiento físico y la Ley Federal de Protección al Consumidor lo respalda, así que si aún no recibes tu entrega aquí te explicamos lo que debes hacer.

Para comenzar, debes tratar de ponerte en contacto con el vendedor por email, formulario de contacto, redes sociales, teléfono o cualquier otra opción que encuentres en su sitio web o nota del pedido. Si de plano no obtienes respuesta y existe un corporativo que avale a la empresa o área general de servicio al cliente, debes acercarte a ellos.

 

No todo está perdido

En caso de que el respaldo mencionado no exista, entonces regresa al sitio web, busca el apartado “términos y condiciones” y reúne todos tus comprobantes de tu compra para después acercarte a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y hacer tu reclamo.

Para ello, necesitarás presentar toda la información relacionada al caso, como por ejemplo los emails y comprobantes de pago.

Es importante recordar que si se trata de un problema con productos o servicios de banca en línea o financieras, la entidad que podría orientarte para hacer tu reclamo es la Comisión Nacional para la Protección Y defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

Además, de acuerdo con la plataforma de servicios financieros Coru.com si un proveedor de bienes y servicios afecta tus derechos como consumidor, existen dos formas para actuar en contra. Una de ellas es realizar una queja que consiste en una reclamación formal cuando el comercio no respeta los términos, garantías y condiciones pactadas, o bien, cuando te cobran una tarifa más alta de la que correspondía.

Para este caso se interpone en la Profeco y debes tener a la vista tu identificación oficial, contrato, recibo o comprobante de compra, nombre y domicilio del proveedor o contacto donde puede ser localizado, así como descripción del bien o servicio que se reclama.

Dicho proceso puedes hacerlo vía Concilianet o mediante cualquiera de los canales de atención de la Profeco. Pero si compraste en una tienda mexicana desde el extranjero, la queja se canaliza al Departamento de Conciliación a Residentes en el Extranjero (CARE).

Importante: También puedes realizar una denuncia por actos u omisiones de un comercio que afecten sus intereses o los de la gente.

Foto: Twitter / @VERDENLD