En un escenario razonablemente optimista, tendremos que vivir con el Covid-19 un año más, señaló Arturo Herrera, titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El responsable de las finanzas públicas de México confió en que será corto el plazo entre el descubrimiento de una vacuna contra esa enfermedad y el momento en que esté disponible para un porcentaje alto de la población.

En un artículo titulado La economía en tiempos del Covid-19, publicado ayer en el diario estadunidense The Washington Post, Herrera dijo confiar en que el despliegue se puede hacer relativamente rápido y tomará algunos meses. Eso quiere decir que podríamos esperar tener una solución definitiva en la segunda mitad de 2021.

El funcionario destacó que el actual es muy distinto del escenario de hace unas cuantas semanas. Por tanto, el comportamiento individual, la economía y las políticas públicas tendrán que adaptarse para aprender a convivir con dicha enfermedad, advirtió Herrera.

Las finanzas públicas y la política económica también requieren adaptarse. Necesitamos operar por meses en un entorno de menores ingresos y tensiones en el aparato productivo.

“Hacia allá estamos dirigiéndonos. Se han abierto ya ciertos sectores (construcción, minería, autopartes), que son realizados fundamentalmente en espacios abiertos, donde el riesgo de contagio es mucho menor, o donde los protocolos de sana distancia en el trabajo o de salud en el trabajo han permitido el reinicio de actividades.

“Esto ha permitido, por ejemplo, que en la construcción se hayan recuperado ya casi 140 mil empleos.

“Pero esto es sólo un ejemplo de lo mucho que estamos observando sobre cómo la sociedad y la economía se están adaptando a convivir con el Covid-19: en algunos lugares de trabajo se ponen barreras de acrílico, en el transporte público se requiere el uso de cubrebocas, en los restaurantes el menú se lee a través de código QR para evitar los menús impresos y los partidos de futbol se realizan sin espectadores.

La conducción de las finanzas públicas en los próximos meses requerirá no sólo de claridad, sino también de generar consensos con todos los actores relevantes, destacó.