La dirigente del PAN en Puebla, Genoveva Huerta Villegas, negó los delitos que le atribuyen columnas y notas periodísticas, como la presunta recepción de dinero en efectivo del exdiputado federal Eukid Castañón Herrera, actualmente preso.

A través de sus redes sociales afirmó este miércoles que las acusaciones en su contra son orquestadas por el gobernador Miguel Barbosa Huerta.

e-consulta publicó el martes que la exdiputada federal fue involucrada como parte de una red de políticos que recibían pagos en efectivo de Castañón Herrera, actualmente preso en el penal de Tepexi de Rodríguez.

Quien la señaló como parte de esta red fue la regidora panista de Atlixco, Julieta Camacho Mata, de acuerdo con documentos de su declaración ante la Unidad de Investigación Especializada en Delitos de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita de la Fiscalía General del Estado (FGE).

La regidora declaró como testigo contra Castañón Herrera —para quien laboró de 2013 a finales de 2015 como operadora política— y admitió que como parte de su trabajo entregó cantidades millonarias a diversos personajes políticos, entre ellos Huerta Villegas; el presidente municipal de Zacatlán, Marcos Flores Morales y al actual diputado local Marcelo García Almaguer.

Acusa ataques e infundios

De “ataques, infundios y mentiras” calificó Huerta Villegas los señalamientos de ilegalidades y sostuvo que su difusión en medios de comunicación es pagada.

Bajo esa lógica aseguró que las acusaciones no la sorprenden ni la van a “doblar” para cambiar su postura de oposición.

A decir de la exdiputada federal, el objetivo de los señalamientos es desviar la atención de la opinión pública para que no se exhiban los errores del gobierno morenista.

Tras cumplirse un año de la actual administración, afirmó que solo destaca por “el fracaso y la ineptitud” y no por solucionar los problemas del estado.

“Ojalá la energía y los recursos que destina @MBarbosaMX para ataques e infundios en mi contra, en columnas y notas, los empleara para solucionar los problemas del estado. Con mentiras pretenden ocultar la realidad: un año de fracaso e ineptitud. No me sorprenden ni me doblan”, publicó esta mañana en su cuenta de Twitter.

Aunque se le buscó por teléfono para ampliar su postura, Huerta Villegas simplemente no respondió las llamadas.