La falta de insumos y de calidad para los policías estatales en Puebla ha provocado que al menos 133 elementos estén contagiados con Covid-19, de los cuales siete han perdido la vida y al menos tres más se encuentran en terapia intensiva.

Así lo dio a conocer un grupo de agentes que este jueves se manifestó a las afueras de la Policía Estatal Preventiva para dar a conocer que no se han cumplido los acuerdos de aumento salarial y seguro de vida, pero también la difícil situación que viven a causa de la contingencia sanitaria.

Expresaron que hasta la fecha tienen conocimiento de 133 casos de contagio de Covid-19 entre sus compañeros, de los cuales al menos 30 han sido asintomáticos y el resto ha tenido que pasar por algún hospital, por lo que incluso hay tres que están en el área de terapia intensiva.

Hasta ahora saben de al menos siete elementos de la corporación que han fallecido por esta enfermedad pero la aseguradora no ha pagado las indemnizaciones, pues se niegan a hacerlo como una muerte en cumplimiento del deber y buscan pagar únicamente el monto correspondiente a una muerte natural.

En este mismo tenor reprocharon que no se les entreguen los insumos correspondientes pues solo les dan un cubrebocas sencillo para toda su jornada laboral, situación que causa temor pues el secretario Raciel López Salazar usaba una mascarilla N95 y aun así se contagió, por lo que incluso aseguraron que el funcionario sigue confinado en Chiapas.

En este sentido pidieron a sus superiores brindarles mejores insumos para poder protegerse de un contagio por Covid-19 ya que por su labor deben de estar en contacto con múltiples personas y son más susceptibles de enfermarse.