Es muy refrescante comprar una bebida después de un largo paseo y a veces en vez de adquirir un jugo o refresco embotellado, queremos algo más “saludable” y optamos por comprar en los carritos de aguas frescas.

Sin embargo, comprar bebidas y alimentos en la calle es muy riesgoso, en el sentido de que no sabemos cómo fueron preparados los productos. Desgraciadamente, no podemos confiar en todos los puestos de comida. Si bien es cierto que hay vendedores que preparan sus alimentos con las medidas de higiene necesarias, también hay otros que no lo hacen.

Tal es el caso de un video que circula en redes sociales, en donde muestra a un hombre llenando sus vitroleros con agua de una coladera en la Plaza de San Francisco, en el Centro Histórico de la ciudad de Guadalajara.

El video fue grabado por un hombre que se encontraba a poca distancia del sujeto en cuestión. Después de llenar sus vitroleros, el vendedor se aleja despreocupado del lugar y el hombre que grababa cierra con “Ahí van las aguas frescas de 10 pesos”.

De acuerdo con entrevistas que hicieron los medios locales, el sujeto que aparece en el video vende aguas frescas en la misma plaza donde sacó el agua. Del mismo modo, informaron que no es el único vendedor de la Plaza de San Francisco que hace eso.