Un canal de baja presión ubicado desde el noroeste hasta el oriente de la República Mexicana, asociado con inestabilidad en niveles altos de la atmósfera y con el ingreso de aire húmedo del Océano Pacífico y el Golfo de México, propiciará lluvias puntuales intensas en Sinaloa; muy fuertes en regiones de Aguascalientes, Durango y Guanajuato; fuertes en localidades de Ciudad de México, Chihuahua, Estado de México, Hidalgo, Querétaro, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas; intervalos de chubascos en Coahuila, Morelos, Nuevo León, Puebla, Tamaulipas, Tlaxcala y Veracruz, y lluvias aisladas en Baja California Sur.

Según la Comisión Nacional del Agua, la Onda Tropical Número 14 generará lluvias puntuales fuertes en Chiapas; intervalos de chubascos en Campeche, Tabasco y Yucatán, y lluvias aisladas en Quintana Roo.

Se prevén descargas eléctricas, posibles granizadas y rachas fuertes de viento al paso de las tormentas.

Además, se estiman vientos con rachas de 50 a 60 km/h en el Golfo de California, Campeche, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León, Sonora, Tamaulipas y Yucatán.

Un sistema de alta presión en niveles medios de la atmósfera mantendrá temperaturas máximas de 40 a 45 grados Celsius en el norte de Baja California, Baja California Sur, Campeche, Coahuila, Nayarit, Nuevo León, Sinaloa, el noroeste de Sonora, Tamaulipas y Yucatán.

En contraste, durante la mañana se prevén temperaturas mínimas de 0 a 5 grados Celsius en sierras de Chihuahua, Durango, Estado de México, Puebla y Zacatecas.