El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta deslindó al exalcalde panista Eduardo Rivera Pérez de cualquier relación o acercamiento con Morena para las elecciones de 2021, y criticó a su vez a quienes saltan de partido en partido.

Barbosa aseguró que sus “afinidades políticas” están en Morena, partido que lo postuló a la gubernatura, por lo que rechazó cualquier vínculo con el panista, a quien dijo respetar como persona.

Después de que medios de comunicación señalaran la posibilidad de que Barbosa Huerta contemple a Rivera como una alternativa para la alcaldía de Puebla en las elecciones de 2021, el gobernador rechazó la especie e insistió en que no tiene ninguna cercanía con el panista.

“(…) Eduardo salió rápido a grabar su video porque tiene aspiraciones y tiene razón, así de sencillo. Yo exonero a Eduardo Rivera de cualquier relación con Morena, que Dios lo acompañe”, comentó en su conferencia de prensa.

Hay que recordar que la noche del lunes Rivera Pérez también se deslindó de Barbosa y de su gobierno, con el que dijo no estar de acuerdo.

Esto luego de que la dirigente estatal del PAN, Genoveva Huerta Villegas, acusó que él y otros panistas se convierten en “cómplices” del gobierno estatal por ser pasivos y condescendientes.

Sobre el tema, Barbosa la calificó a la líder del panismo en Puebla como “marginal” y “radical” e insistió en que con Rivera solo tiene una relación lejana pero insistió en que no tiene ningún vínculo personal o político.

En ese sentido y sin mencionar nombres, dijo que él no es como los “conejos” que saltan de Morena, al PRI o al PAN, pues remarcó que su simpatía política está con el partido que lo postuló a la gubernatura.