Padecimientos como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y males renales crónicos se posicionaron como los más letales cuando se combinan con el virus Covid-19.

Según estimaciones del gobierno federal, 73% de los fallecidos por la pandemia presentaron por lo menos una comorbilidad.

En México hay una tasa de letalidad de casos confirmados de coronavirus de 11%, según las últimas estimaciones del gobierno federal, y aunque se explicó que esta cifra está sobrestimada debido a que no se conoce el número real de casos en el país, tomando en cuenta esto, se encontró que tener ciertas enfermedades crónicas triplica este indicador, según una nota del diario El Universal.

Un ejemplo claro se muestra en el caso de la EPOC. De los mil 588 pacientes confirmados de Covid-19 que tenían esta enfermedad, 30%, es decir 481, murieron, de acuerdo con los datos publicados hasta el 27 de mayo por la Secretaría de Salud (Ssa).

Con 15 millones de mexicanos que padecen hipertensión y donde la diabetes es considerada la segunda causa de muerte a nivel nacional, con 70% de la población que tiene obesidad y cada año mueren 20 mil mexicanos por EPOC —enfermedad originada por el tabaquismo- , especialistas hacen hincapié en que estas personas tendrían que ser prioridad para realizar estudios: “No se está sugiriendo hacer pruebas a 127 millones de ciudadanos, pero sí hay sectores que necesitan priorizarse como los adultos mayores y los que tienen alguna enfermedad […] y ya se deberían tener pruebas para ellos”, asegura Laurie Ann Ximénez, jefa del laboratorio molecular en la UNAM y doctora en Microbiología por Harvard.

La suma de estas comorbilidades lleva a un avance mucho más rápido del virus.

Los pacientes que no tenían ningún padecimiento previo y contrajeron Covid-19, fallecieron en un promedio de 11 días, mientras que para aquellos que tenían tres comorbilidades en su historial (un total de 851 casos hasta el 27 de mayo) sólo transcurrieron nueve días entre la fecha de los síntomas y el día en que se registró su defunción.

Esta suma de padecimientos aumenta la tasa de letalidad del Covid-19; se encontró que de los 11 mil 28 mexicanos que resultaron positivos a coronavirus y que tenían dos comorbilidades, 20% murió.

Durante la pandemia se ha visto que cada población tiene sus particularidades que la ponen en mayor riesgo. Italia, por ejemplo, es el país con la mayor cantidad de adultos mayores, lo cual se reflejó en las características de sus fallecidos. En México, las comorbilidades son el punto débil, pero esto no era algo nuevo para las autoridades de Salud.