El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta dijo que al rector de la BUAPAlfonso Esparza Ortiz, no lo considera un enemigo, pero indicó que no detendrá las investigaciones que hay en su contra por presuntas irregularidades administrativas.

El mandatario indicó que desconoce los pormenores de posibles investigaciones que hay contra Esparza o de algún familiar suyo, en referencia a su hija, pero insistió en que no será él quien las detendrá.

“Yo no considero un enemigo al rector Esparza. Es la primera vez que alguien se declara mi enemigo. Si él violó la ley o si la violó por años, y si una autoridad lo investiga por violaciones a la ley, eso no lo debe mover a considerarme su enemigo, no. De mi parte no hay una posición de considerarlo mi enemigo, de ninguna forma. Pero si violó la ley y la ha violado, no seré yo quien impida que se aplique la ley en contra de él o de quien violó la ley”, expuso.

En su conferencia de prensa de este jueves, el gobernador respondió al rector que él no tiene adversarios y que sí está ocupado en atender los problemas del estado, como la pandemia por el coronavirus.

No he visto la solidaridad del rector, reclama

La declaración de Barbosa ocurre después de que el miércoles Esparza señaló que el mandatario está más preocupado en "acrecentar sus batallas" contra los que considera sus opositores, que en buscar unión y solidaridad ante situaciones como la pandemia y las víctimas que ha dejado.

A su vez, el mandatario criticó que a la fecha no ha visto una acción del rector a favor del combate de la pandemia, y calificó sus declaraciones como “una cortina de humo” ante las investigaciones que la Auditoría Superior de la Federación (ASF) siguen en su contra.

En ese sentido, señaló que “algunos actores” –en referencia al rector- hubieran querido que “las cosas siguieran como antes”, al considerar que antes de su administración no se esclarecían casos de corrupción.

“… hay quienes hubieran querido que las cosas quedaran igual que como estaban… se volvieron unos varones de los privilegios y querían continuar así… alguien quisiera que se le diera vuelta a la hoja, como alguien le dijo a Moreno Valle: vuelta a la hoja. Pero aquí es más bien que se aplique la ley”, comentó.

Al término de la quinta asamblea extraordinaria del Consejo Universitario este miércoles, el rector se reconoció como parte de esa lista de opositores al gobierno, después de que ha acusado una persecución política a través de la ASE.