La Fundación Jenkins apoyó a través de la Cruz Roja Mexicana la instalación de un hospital para pacientes COVID dentro del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER) con capacidad para 40 camas para atender a pacientes críticos con Covid19, con lo que incrementará el instituto su capacidad de atención en un 40 por ciento.

La habilitación de dicho espacio fue posible gracias a la alianza con Fundación BBVA y Fundación Coca Cola. El complejo cumple con especificaciones de grado militar y sanitario que se requieren por norma internacional y de acuerdo a los protocolos de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna.

El Hospital de Campo ocupa un área de 900 metros cuadrados y consta de cinco carpas que tendrán una capacidad para albergar 40 camas con el equipo necesario para atender a pacientes críticos de coronavirus.

Mariel Jenkins, representante del Patronato de la Fundación, señaló “en la Fundación Jenkins consideramos como prioridad el apoyo al sector salud ante una contingencia que requiere nuestra total unidad, solidaridad, sensibilidad y empatía hacia los demás. Dentro de nuestras posibilidades, seguiremos contribuyendo y aportando para mitigar el contagio de este virus colaborando con las autoridades y distintas instituciones”.

Por su parte, Fernando Suinaga, presidente del Consejo Nacional de Directores de Cruz Roja Mexicana, I.A.P, dijo que “el hospital de campo de Cruz Roja Mexicana en estos momentos de emergencia sanitaria significa una esperanza de vida para decenas de mexicanos que seguramente al llegar aquí y con la atención profesional de las médicas y doctoras del instituto, podrán recuperarse y salir pronto por su propio pie. Recuerden la esperanza es lo último que muere”.

Asimismo, agradeció la solidaridad de fundaciones comprometidas con México como Fundación Jenkins, Fundación BBVA México y Fundación Coca Cola México, porque con sus donativos este hospital de Campo atenderá a más pacientes críticos de coronavirus.

La Fundación Jenkins ha impulsado la salud y el desarrollo de los mexicanos, a través de las donaciones que durante más de 60 años hemos realizado ininterrumpidamente a la Cruz Roja.

Cabe mencionar que el INER será el responsable de la operación y mantenimiento, además de proveer de especialistas, insumos y medicamentos necesarios para la atención de los pacientes.

En el evento estuvieron presentes Maximiliano Reyes, Subsecretario de Relaciones Exteriores; Rafael del Río Aguirre, director general de Experiencia Única y Vinculación de BBVA México y Lorena Villareal Clausel, directora de Reputación Corporativa de Coca Cola México y el director general de Cruz Roja Mexicana, José Antonio Monroy.