El gremio restaurantero en Puebla hizo un llamado a los clientes para que realicen sus pedidos a domicilio directamente con los establecimientos y no a través de Uber Eats y Rappi,ya que las comisiones han aumentado hasta 30 por ciento durante la contingencia.

Olga Méndez Juárez, presidenta de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados en la entidad (Canirac), denunció que las aplicaciones están abusando de las comisiones pues se están llevando entre el 20 y el 30 por ciento de cada pedido.

“Hemos tenido acercamiento con las directivas de las plataformas fuertes, pero nos dicen que esa es su comisión y se llevan hasta el 30 por ciento. Se nos hace bastante alto, toda vez que los restaurantes están sacrificando el precio o agrandando los paquetes y parte de esa ganancia, sin duda, se queda en estas plataformas”, comentó.

"La verdad es que están quedando a deber las plataformas en cuanto al servicio. Hay quejas de cómo llega el producto, obviamente por manejarse en moto. No tienen el cuidado para que llegue sin que se venga derramando (...) muchos negocios pequeños no han entrado a la plataforma porque toda su venta se quedará en la comisión", explicó.

Según Méndez Juárez, tres de cada diez clientes que hacen sus pedidos a través de estas aplicaciones digitales reclaman, y no descartó que sea mayor el número de inconformidades que se generan, pues en muchos de los casos optan por no volver a comprar en el negocio de comida.

Finalmente la presidenta del sector restaurantero mencionó que muchos de sus agremiados han optado por brindar el servicio con su propio personal para garantizar el traslado correcto de los alimentos.