Para los maestros de Tehuacán, cancelar las vacaciones de verano para reponer clases que se perdieron por el Covid-19, no es viable pues se están llevando a cabo los planes y programas que dicta la SEP de acuerdo con el nivel educativo de los alumnos, declaró Irma Ileana Oropeza Barbosa, Secretaría de Organización 5 de la sección 51 del SNTE.

Agregó que los recesos vacacionales son utilizados para seguirse preparando, por lo que indicó que desde el inicio de la cuarentena varios maestros dejaron actividades a los alumnos que debían desempeñar en conjunto con los padres de familia, posteriormente se promovieron las clases en línea y aunque algunos niños no cuentan con las herramientas para poder recibir las clases a través de esta vía, los docentes han buscado la manera de hacerles llegar la información.

Señaló que de los poco más de 83 mil 600 alumnos que se tienen inscritos en el nivel básico, el 20 por ciento de ellos ha tenido complicaciones para poder realizar las tareas, ya que no cuenta con acceso a internet, el resto ha ido entregando el trabajo.

Mencionó que realmente las complicaciones se han detectado en la Sierra Negra, pues es ahí en donde los alumnos no tienen las herramientas para poder desempeñar bien sus labores, además de que por la lejanía de sus comunidades, muy difícilmente cuentan con por lo menos, señal telefónica.

Por último, Oropeza Barbosa expresó que las clases en línea representan un reto para los maestros, ya que hay a quien le cuesta trabajo poder relacionarse con la tecnología, pero lo han hecho y poco a poco se van relacionando todavía más.