Atlixco, pue.- Este sábado la Policía Municipal retiró sin violencia al menos a 70 vendedores de las calles de la ciudad.

El secretario de Seguridad Pública local, Enrique Tapia Espinosa, señaló que desde temprano se les invitó a retirarse pero se negaron.

“Les ofrecimos el traslado al Centro de Convenciones pero solo cinco de ellos accedieron, el resto permaneció aquí”, relató el funcionario.

Con sombrillas y en el piso, los vendedores provenientes principalmente de la región de Atlixco desarrollaban su vendimia con normalidad.

Uno de ellos antes de la llegada de los policías aseguró que no les habían dicho nada de no instalarse en el área, mientras despachaba las hojas de maíz a los compradores.

El contingente de policías con equipo anti-motín avanzó desde la calzada Oaxaca sobre la calle 7 de Enero hasta llegar a avenida La Vía, que fue donde estaban instalados abarcando al menos tres cuadras.

Entonces los vendedores comenzaron a levantar sus productos lo más rápido posible, se subieron a sus camionetas y se fueron del lugar, algunos se resguardaron en un predio denominado como el encierro de los autobuses Acapetlahuacan donde ya se conformó otro punto de venta para tianguistas.

El secretario señaló que esta acción obedece a la orden dada por el gobernador del Estado para evitar la instalación de comercio en las calles y también a la solicitud de los mismos vecinos porque dificultan su movilidad.

Reiteró que todo fue en completa calma, pues ningún comerciante se opuso a retirarse. Es preciso mencionar que esta área estaba pendiente de liberar por parte del gobierno municipal, para que los más de 3 mil tianguistas dejaran la vía pública.

En tanto las calles que anteriormente eran ocupadas se encuentran acordonadas y cerradas con carros oficiales y grúas para impedir el acceso de los vendedores y sus vehículos.