Un supuesto caso de Covid-19 habría sido detectado y notificado este día por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) a la empresa de call center Alorica, ubicada en Plaza América de la capital poblana, sin embargo los trabajadores continúan laborando de forma normal.

Una fuente al interior de la empresa, que pidió el anonimato por temor a represalias, señaló que este viernes 3 de abril llegó una notificación  del IMSS por correo electrónico ordenando aislamiento y retiro del área laboral de uno de los empleados.

"El día de hoy viernes 3 de abril de 2020 a las 11 am, llegó un comunicado del IMSS por correo electrónico institucional que identificaron un caso con COVID-19 con el número de empleado XXXXXXX y de nombre XXXXXXX, pidieron su aislamiento y retiro del área laboral dentro de Alorica ubicado en Plaza América", precisó la fuente.

Agregó que tras la notificación, una persona con el cargo de Site Manager, de nombre Noemí N., convocó a una reunión de emergencia entre algunos colabores a los que les llegó la notificación y presuntamente les pidió discreción pues la información no podía salir de la empresa.

La citada persona les dijo que el caso sería atendido directamente por Ana Belén N., directora de Recursos Humanos de Alorica, con quien según se sabe, el trabajador enfermo debería reunirse para notificarle de la incapacidad por al menos 14 días a cumplirse en aislamiento en su hogar.

Se sabe que el trabajador aún acudió a laborar normalmente este viernes, teniendo contacto con el resto de empleados, ya que la notificación del IMSS se realizó hasta la hora de comida y le pidieron al empleado que saliera por la puerta de atrás ubicada en el estacionamiento.

Temen dos casos más en Amazon

Tras conocer de esta situación otro directivo de nombre Carlos N. le informó a algunos empleados que dentro de la campaña Amazon en Español había otros dos jóvenes enfermos, aparentemente con síntomas, a los que no se les habían hecho análisis y seguían laborando pese que la firma solicitó "Home Office" para los telefonistas.

La fuente consultada añadió que la empresa se niega a detener sus operaciones en donde hay por lo menos 80 trabajadores en turnos variados que cubren de las 9:00 a las 22:00 horas, además de que en inspecciones previas del Ayuntamiento de Puebla simularon estar aplicando las medidas.

Asimismo la fuente explicó que desde el pasado viernes 27 de marzo algunos directivos de la empresa decidieron abandonar sus oficinas y empezar a trabajar desde sus casas, situación que levantó más sospechas entre los trabajadores.

Debido a que las sospechas sobre  trabajadores enfermos existe desde la semana pasada, a través de su cuenta de Facebook la empresa de call center publicó un mensaje el pasado 31 de marzo descartando que, hasta ese momento, tuvieran conocimiento de un caso positivo a Covid-19, pero aseguró que en caso de confirmarse, notificaría a empleados y autoridades.

Continúan trabajos de ampliación

Adicionalmente al trabajo de los telefonistas, la empresa Alorica sigue realizando trabajos de ampliación en una sala aledaña donde hasta este viernes había un aproximado de 15 trabajadores, entre pintores, tablaroqueros y electricistas, lo cual a consideración de los trabajadores incrementa la acumulación de personas.

Esta situación se da en el contexto donde el decreto de la emergencia sanitaria emitido por el gobierno federal ha obligado a que grandes empresas de actividades no prioritarias suspendan sus actividades hasta el 30 de abril, garantizando la paga y la manutención de los puestos de trabajo de la gente.