Luego de que se diera a conocer por reportes policiales que un grupo de elementos de la Policía Estatal había sido retenido y desarmado en la localidad de San Jerónimo Tianguismanalco, perteneciente a San Martín Texmelucan, el gobernador Miguel Barbosa Huerta rechazó esa versión.

Con base en los primeros reportes, se sabe que aproximadamente a las 8:30 horas se reportó el robo de un tractocamión cargado con mercancía de abarrotes, sobre la carretera federal México-Puebla, a la altura del panteón de aquella localidad.

Al lugar acudieron elementos de la Policía Estatal los cuales habrían logrado frustrar el asalto pero, en su esfuerzo por detener a los asaltantes, se introdujeron a la localidad dejando las unidades a pie de carretera.

Los reportes policiales señalaron que los uniformados habían sido retenidos por la población que se comenzó a reunir ante la movilización de la Policía Estatal y de la Guardia Nacional, pero el gobierno del estado negó está situación durante una conferencia de prensa celebrada esta mañana.

Aunque se sabe por los reportes oficiales que se logró frustrar el robo del vehículo de carga, hasta el momento no se ha precisado si se logró detener a los delincuentes.