Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, afirmó que hasta el momento no hay motivos para declarar en México un estado de emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus () y que las medidas que han aplicado son las adecuadas.

La Cámara de Diputados y la Cámara de Senadores pidieron que el gobierno federal aplique las medidas necesarias para enfrentar la pandemia de coronavirus covid-19.

Hugo López-Gatell afirmó que no hay motivos para declarar un estado de emergencia sanitaria.

“Ambas cámaras han hecho sendos pronunciamientos, en el caso de la Cámara de Diputados de manera formal, por parte de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), en donde exhortan a la Secretaría de Salud (Ssa) y el consejo de Salubridad en general de declarar el estado de emergencia”.

“Hemos explicado múltiples veces porque no hay criterios para declarar el estado de emergencia sanitaria, pero, además, nos exhortan a la Ssa a hacer exactamente lo que venimos haciendo desde el 3 de enero”.

El subsecretario de Salud aseguró que desde que surgió el coronavirus, el gobierno federal ha aplicado las medidas necesarias para frenar los contagios.

“Insisto en expresar mi respeto para los legisladores y al Congreso de la Unión, pero afortunadamente lo que piden que hagamos ya se ha venido haciendo, entonces la respuesta es muy simple, es lo que hemos venido haciendo”.

Afirmó que en la estrategia contra el coronavirus sí se contempla suspender eventos masivos, pero que por el momento no es conveniente porque la medida tiene repercusiones económicas y sociales.

“Hemos dicho desde el inicio que en el plan técnico de respuesta tenemos contempladas las posibles posposiciones, reducciones o cancelación de eventos, pero no es saludable que se haga sin una base técnica porque empiezan a proliferar las cancelaciones y las repercusiones no son sólo las económicas y sociales que derivan de eso, sino que desgastan las intervenciones de salud públicas”.

“Si estas intervenciones se hacen demasiado pronto, lo único que ocurre es que se aplican cuando no sirve y cuando hay que aplicarlas, ya hay un desgaste económico y social que hace que no se puedan aplicar. Entonces pedimos, hacemos un llamado a la calma en ese sentido, reiteramos, insistimos en que tenemos perfectamente identificado el plan técnico de que podría ser útil de restricción de eventos públicos, pero no hay que hacerlo de manera desordenada y sin que este acoplado a la realidad epidemiológica, debe de hacerse cuando es adecuado”.