La empresa Minera Gorrión que busca explotar una mina de oro y plata en Ixtacamaxtitlán ingresó un recurso al proceso de amparo contra el proyecto, con el que buscan que el juez actualice la información sobre la obra.

Se trata de un incidente de exceso que ingresó el 4 de febrero y fue aceptado por el poder judicial para su revisión.

Con él se busca que se reconozca que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), que suspendió los permisos en octubre, no forma parte de la disputa.

Asimismo se pide al juez a cargo del amparo que considere que las áreas en las que pretende trabajar la minera fueron rediseñadas y ya no afectan a comunidades que promovieron el amparo.

"Ello dado que la Semarnat no forma parte de este amparo y la empresa actualizó en su momento su sistema de concesiones de tal manera que no se afectaran los terrenos del Ejido en cuestión, el cual no forma parte del área de influencia del proyecto ni del Sistema Ambiental Regional objeto de la MIA del proyecto. 

"Asimismo, la empresa nunca ha realizado actividades mineras en los terrenos de esta población y ha reiterado que tampoco los hará a futuro", señalaron en un comunicado.

Las autorizaciones por parte de Semarnat se encuentran suspendidas desde octubre, cuando la dependencia consideró que deberían esperar la resolución del proceso.  

La empresa, filial de la canadiense Almaden Minerals LTD, también informó que han avanzado en proyectos de beneficio comunitario como un reservorio de agua de 5 mil metros cúbicos que servirá a ejidatarios.