La Secretaría de Salud (Ssa)  federal informó que tiene listos protocolos de atención ante la inminente la llegada del coronavirus a México.

La Ssa prevé que, en un escenario extremo, de transmisión generalizada podrían ser afectados entre 8 y 10 millones de mexicanos con síntomas de la enfermedad. De ellos, unos 500 mil podrían ser casos graves.

Cuando llegue el virus, la transmisión será focalizada porque ocurrirá en círculos cerrados como familias o amistades, con pequeños brotes; en un lapso de 40 días podrían presentarse contagios comunitarios sostenidos que afecten a mayores grupos de personas y en distintos puntos del país, según una nota del diario Reforma.

El nuevo coronavirus podría desarrollarse en tres fases y convertirse en epidemia en un lapso de dos meses a partir de la presentación de los primeros casos. La posibilidad de una propagación generalizada podría darse en 50 o 60 días después de la presentación de los primeros casos.