El coronavirus es menos contagioso que el virus AH1N1 pero una de sus más graves consecuencias es la discriminación contra ciudadanos chinos, dijo

Mercedes Clavelí de Ita, médico de la Upaep con maestría en Salud Pública.

En entrevista posterior al panel que sobre el tema realizó esa universidad, la especialista comentó que desde 2009, cuando surgió el virus de la influenza (AH1N1), la Secretaría de Salud y la sociedad implementaron protocolos para enfrentar la pandemia. 

"Igual que ocurrió en el 2009, no solamente está preparado el personal de salud de todas las entidades federativas, principalmente Puebla, sino que la población aprendió todo lo que debe hacer ante la sospecha de una enfermedad contagiosa", afirmó.

Destacó que los investigadores en epidemiología demostraron que el virus 2019-nCoV del coronavirus es menos contagioso que el virus AH1N1 ya que su propagación es mucho menor fuera de la zona cero, donde se originó el virus.

Clavelí de Ita añadió que el problema que se ve en nuestro país es que se ha generado una actitud discriminatoria hacia algunas personas por ser originarias o porque tuvieron algún familiar que estuvo en China.

"Esto ha sido generado por las redes sociales, ya que no todas son serias. Gracias a las redes sociales podemos tener muchas cosas buenas pero también muchas cosas malas, porque la capacidad de comunicación es muy alta y la educación para la salud a veces es débil", señaló.

Agregó que hay que informarse en sitios oficiales de salud pública, principalmente de la cabeza del sector que es la Secretaría de Salud, que está haciendo promoción para disminuir, como en el 2009, la posibilidad de contagio pero también para que no se repudie a nadie por ser de una nacionalidad diferente. 

Dijo  que hay protocolos en todos los  aeropuerto y módulos de atención para personas que presenten síntomas y no a todas las personas, ya que esa no sería la forma de hacer la vigilancia epidemiológica, la cual es permanente en los aeropuertos de cualquier país. 

"Si el personal del avión detecta una persona con un malestar, de lo que sea, lo notifican a los módulos de atención del aeropuerto. Pero además el personal de epidemiología del aeropuerto está observando la situación de los ojos, si hay gripa o alguna impresión de que la persona vaya a enfermar, y de ahí pasa una revisión", explicó.