Sábado, 7 de Diciembre de 2019     |     Puebla.
Suscríbete




Sociedad

Empresas sociales defienden el buen vivir: director de Yomol A’Tel

Sociedad   /   
Staff  |
 Sábado, Noviembre 2, 2019

Las empresas sociales son alternativas para la defensa del territorio porque parten de la cosmovisión del lugar de origen: Alberto Irezabal

Alberto Irezabal Vilaclara, director del Grupo de Cooperativas Yomol A’Tel, visitó su alma máter para dar algunas perspectivas en torno a las empresas de economía social y su situación actual.

Comenzó reconociendo que nos encontramos en un momento de crisis civilizatoria, pues la degradación de la naturaleza es un reflejo de la degradación del ser humano. “Estamos en medio de una crisis multidimensional que, además, es una crisis que se ensaña con aquellos más vulnerables y excluidos”, reflexionó.

Irezabal Vilaclara ironizó sobre cómo la globalización ha difuminado las fronteras económicas, pero no así las barreras físicas. Puso el ejemplo de las economías rurales, las cuales comienzan a ganar terreno en la urbe, pero sufren dificultades para competir. De igual manera, expuso el desencanto hacia el modelo económico actual.

De igual manera, también abordó el tema de la innovación como una actitud subversiva y conflictiva, “la capacidad de ver la realidad con otros ojos”. Destacó que la innovación encuentra su validación en la acción, no en las ideas. Bien aplicada, la innovación puede convertirse en el motor de la economía, pues mejora la productividad, pero también genera nuevas necesidades.

“La innovación social transformadora busca que, desde las personas que viven en exclusión, surjan las respuestas organizadas. Buscamos crear nuevos contextos, no introducirnos en el contexto actual”.

Sobre esto último, el Mtro. Irezabal comentó que “tenemos una innovación que parece que no prioriza las necesidades humanas más urgentes, sino las más rentables.” Señaló a la innovación como un problema ético y epistemológico que puede fomentar el consumismo por encima de los fines esenciales.

Entrando en materia, el egresado IBERO resaltó la innovación social como una manera de preguntarse “¿qué hace falta para que la vida de las personas sea mejor?” Contempló la premisa de transformación para aludir a los cambios sistemáticos que ayuden a identificar y cambiar lo que no funciona en contextos específicos.

Posteriormente, abordó la economía social y solidaria como un modelo alternativo que está al servicio de las personas y su buen vivir. Centrándose en las estrategias de Yomol A’Tel como cooperativa, recordó cómo se identificó al café como un elemento que generaba exclusión y pobreza, pero que poseía un alto potencial en la región sureste de México.

Yomol A’Tel se compone por seis empresas sociales, más de 340 familias tzeltales y 86 trabajadores. En 2017, 342 mil personas compraron un café en las diferentes sucursales de la cooperativa.

De acuerdo con el Director, las estrategias de cambio e innovación social de Yomol A’Tel comprenden un enfoque de resiliencia, desarrollo de cadenas de valor inclusivas a través de empresas sociales y solidarias y un modelo multiactor de trabajo multidisciplinar.

En contraparte, denunció los esquemas de trabajo indignos que orillan a los productores de café a abandonar sus cosechas por falta de oportunidades. La cooperativa ha contribuido a la soberanía económica de los productores a través de la construcción de valor de las personas, no de los productos. Para ello, se ha optado por estrategias específicas como la venta de café tostado y en taza.

Para el Mtro. Irezabal, es importante ratificar la soberanía de la economía de los trabajadores por encima del trabajo realizado por los llamados “coyotes”, para lo cual crearon una microfinanciera que solventa sus gastos y recursos. Además, recordó la importancia de posicionar la causa con diferentes organizaciones para crear equipos de trabajo multidisciplinares. “No hay una sola persona que toma las decisiones, no caminamos solos: nos mueve el espíritu”.

   


Visitas:


Encuesta